Eléctricos

Con mayor ‘glamour’

Diseño más sugerente para el Toyota Auris 2013, que ofrece además mayor calidad y un consumo inferior

Con mayor ‘glamour’

El nuevo Toyota Auris presta mayor atención al diseño y presenta un traje más vistoso y sugerente que rompe con la atonía estética del modelo actual. El cambio de imagen se aprecia tanto en la carrocería como en el interior, y viene acompañado de varios avances técnicos que permiten reducir el consumo, la solución de moda en la mayoría de coches modernos.

Como el Auris saliente, cuenta con carrocería de cinco puertas y tres alternativas mecánicas: gasolina, diésel e híbrida. Ya se vende desde 16.500 euros (con descuento). Además, en verano de 2013 llegará una nueva variante familiar más grande y capaz.

El Auris 2013 muestra un formato distinto, con una línea más estilizada que mejora su atractivo y afina la aerodinámica. Ahora mide 4,28 metros de largo, tres centímetros más, y es 5,5 más bajo. Pero mantiene una habitabilidad muy similar, con cinco plazas aptas para todas las tallas. El mayor cambio está en la versión híbrida, que ofrece por fin el mismo maletero de las demás: 360 litros.






La paleta mecánica contempla cuatro opciones, todas conocidas pero más eficientes que antes. El motor 1.4 turbodiésel de 90 CV (desde 16.500 euros) baja de 4,4 a 3,8 litros de gasto medio oficial, y el 2.0 turbodiésel de 124 CV (18.950 euros), de 5,2 a 4,3 litros. En gasolina, el 1.6 de 132 CV (16.750 euros) reduce su consumo homologado de 6,6 a 5,9 litros. Los tres equipan cambio manual de seis marchas, y los 1.4 y 1.6 pueden equipar caja automática.

El ahorro de consumo se debe a la mejor aerodinámica, a la inclusión del sistema Start&stop y también a un aligeramiento de peso medio de unos 50 kilos.

La variante híbrida, por su parte, mantiene también la misma mecánica de ahora, que procede del Prius: 136 CV y cambio automático de variador CVT. Sin embargo, en este caso el gasto medio no varía, 3,8 litros, y el avance está en que acelera más rápido: de 0 a 100 km/h en 10,9 segundos, frente a los 11,4 de antes.

El equipamiento también evoluciona y, desde el acabado básico Live, viene de serie con siete airbags, control de estabilidad ESP, climatizador, ordenador de viaje, equipo de música y puerto USB para música. Las llantas de aleación son opcionales (aunque económicas, solo 250 euros), al igual que los sensores de lluvia y luz, y el acceso y arranque sin llave (todo en un paquete por 750). El acabado intermedio Active suma volante de cuero con mandos, bluetooth, cámara trasera y control de velocidad.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no