El Range Rover, pionero en el segmento de los vehículos SUV  de estilo premium, se renueva. Acercándose ya al medio siglo de existencia, el emblemático modelo británico incorpora en su nueva gama una versión híbrida enchufable por primera vez en su historia. Con 404 CV de potencia, dispone de una autonomía eléctrica de 51 kilómetros, alcanza con ese motor los 130 kilómetros por hora, y se recarga en 2 horas 45 minutos.

La gran novedad de la nueva gama Range Rover, denominado P400e, monta un motor Ingenium de 2 litros y 4 cilindros gasolina que desarrolla 300 CV, que se combina con otro eléctrico de 116 CV, con un par de 640 Nm. Una asociación que ofrece un consumo medio combinado de 2,8 litros en los 100 primeros kilómetros y unas emisiones de tan sólo 64 gramos por kilómetro. Pero no renuncia a las prestaciones, ya que acelera de 0 a 100 km/h en 6,8 segundos y alcanza una velocidad máxima de 220 km/h.

Range Rover

El interior del nuevo Range Rover híbrido.

La llegada del primer híbrido enchufable coincide con el lanzamiento de la nueva gama Range Rover. El diseño exterior ha evolucionado, pero sobre todo se ha mejorado el confort en el habitáculo, con importante aportación de las nuevas tecnologías. Cambian las plazas delanteras (con 24 posiciones posibles) y traseras (que se pueden reclinar hasta 40 grados), y se han incorporado 17 puntos de conexión (corriente, USB, HDMI o Wi-Fi). El sistema Touch Pro Duo, denominado Blade, combina dos pantallas táctiles de 10 pulgadas en alta definición.

La gama arranca con la versión 3.0D TDV6 de 258 CV (109.800 euros), y se culmina con la versión SV Autobiography Dynamic de 565 CV cuyo precio es de 166.300 euros. Los precios de las versiones híbridas enchufables oscilan entre 122.900 euros de la versión Vogue y 139.000 euros del Autobiography.