Eléctricos

El robot autónomo que carga los coches eléctricos por sí solo

Se solicita su asistencia mediante una 'app' y el robot acude con una batería portátil para rellenar la capacidad del vehículo.

robots para cargar coches eléctricos

El robot se encarga de todo el proceso.

El coche eléctrico estará estacionado y el cargador, por sí solo, irá hacia él a cargarlo. Para solventar los problemas de infraestructura de recarga, Volkswagen ha presentado una alternativa que puede solucionar la cuestión en grandes aparcamientos. Se trata de una suerte de ‘robot mayordomo’ que se encarga de llevar puestos de carga portátiles hasta los vehículos a pilas.

El sistema está pensado para estacionamientos de gran volumen de vehículos: al llegar, el usuario solicita su asistencia a través de una aplicación o del sistema de comunicación V2X (vehículo a infraestructura) del coche, y desde ese momento puede desentenderse del proceso, que está completamente automatizado.

El robot recibe la orden y, equipado con radares, sensores y cámaras, se dirige a la posición del automóvil llevando consigo una batería portátil. Busca el puerto de recarga, lo abre y comienza la misma. Una vez acoplado, realiza las mismas tareas en otros vehículos y, cuando ha terminado la recarga, retira la batería portátil. Cada una de ellas tiene una capacidad de 25 kWh y es capaz de hacer una recarga rápida de hasta 50 kW.

Según la marca alemana, este sistema reduciría tanto el coste de construcción como de uso de las infraestructuras de recarga, aunque por el momento no tiene fecha de lanzamiento.

 

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no