Actualidad

Transporte familiar a buen precio

El Nissan Pulsar busca el sentido práctico, prioriza el espacio y el confort y rehuye de sofisticaciones para reducir las tarifas

Transporte familiar a buen precio

Hay coches que destacan por su diseño, otros por la tecnología y algunos por su racionalidad. Nissan ha elegido esta última vía para volver a ofrecer un familiar compacto, el tipo de coche más vendido en toda Europa que eliminó de su gama a mediados de 2000 cuando dejó de producir los Almera y Tiida. Su nueva propuesta es el Pulsar, que se fabrica en exclusiva en Barcelona y huye de sofisticaciones para primar la sencillez y la funcionalidad: destaca por su espacio y confort, incluye motores pequeños que gastan poco y redondea su oferta con un completo equipamiento.

El Pulsar se vende desde 19.050 euros, pero puede quedarse en 13.900 sumando descuentos, Plan PIVE, financiación con Nissan y una rebaja de fidelización si se es cliente de la marca. Y desde el acabado básico Visia, incluye ya seis airbags, ESP, aire acondicionado, ordenador de viaje, radioCD, llantas de aleación, bluetooth y USB. Así, competirá en la parte más económica del segmento de los familiares compactos para completar al Qashqai, que lo hace en la parte media-alta. Y rivalizará con modelos como los Skoda Spaceback, Hyundai i30 y Citroën Cactus, en lugar de los Seat León o Peugeot 308, más caros, potentes y refinados.






En lo que respecta a la imagen, la carrocería recuerda al eléctrico Leaf, aunque el frontal remite al Qashqai, igual que el interior. Mide 4,37 metros de largo y es uno de los compactos más grandes: tiene un habitáculo muy desahogado, unas plazas traseras enormes y un maletero capaz de 385 litros. La gama incluye solo dos motores con cambio de seis marchas, prestaciones tranquilas y consumos bajos: 1.2 DIG-T turbo de 115 CV (desde 19.050 euros y cinco litros de gasto medio) y 1.5 dCi turbodiésel de 110 CV (desde 20.450 euros y 3,6 litros). Y para quienes busquen más prestaciones, a comienzos de 2015 llegará un 1.6 turbo de 190 CV. Por lo demás, es un coche fácil de conducir y con un buen tacto que destaca por su confort: está bien insonorizado y las suspensiones absorben las irregularidades con suavidad.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no