Supercoches

Un Aston Martin que se pone a 322 km/h y frena en seco en 15 segundos

Todo un hiperdeportivo de calle del que se fabricarán solo 175 unidades, cada una con un precio de unos 2,7 millones de euros.

Aston Martin

Promete una aceleración y deceleración de infarto.

Antes que nada, relee el titular, porque seguramente no seas consciente de lo que significa realmente. Se intuía que el Aston Martin AM-RB 001 iba a ser una máquina salvaje, pero el tiempo anunciado por la marca lo convierte en el deportivo más bestial de la historia.

Acelerar desde parado hasta 322 km/h (200 millas por hora, para los americanos) para volver a quedarse clavado en 15 segundos es, simplemente, impresionante. Ese tiempo es prácticamente lo que tardan muchos de los coches que vemos en la calle en acelerar de 0 a 100 km/h.

Hasta ahora la mejor marca en esta peculiar medición la tenía el Koenigsegg One:1, que necesitó 17,95 segundos aunque, eso si, para llegar “solo” a los 300 km/h y frenar. El AM-RB 001, según Aston Martin, rebajará en casi tres segundos el tiempo y, encima, yendo hasta los 322 km/h.

No hace falta decir que, para conseguir semejante registro, este Aston Martin es una auténtica obra de ingeniería. Ya os contamos todos los detalles, pero Adrian Newey, diseñador del deportivo, ha aprovechado para dar algunos datos más: el objetivo es que pese solo 1.000 kilos, generará hasta 1.800 kilos de carga aerodinámica y soportará una aceleración lateral máxima de hasta 4 G. Solo se producirán 175 unidades, de las cuales 150 serán de calle y 25 serán más radicales todavía y pensadas para circuito. Se estima que el precio de las versiones «normales» sea de 2,7 millones de euros.


Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no