Actualidad

11 profesiones del sector del automóvil que quizá no imaginas

Sumiller, costurero, escultor... son muchos los especialistas que intervienen en la creación de un coche.

Profesiones

El microscopio electrónico tiene una precisión para analizar partículas del tamaño del ADN. / Seat

Mecánico, ingeniero industrial o diseñador son algunas de las profesiones que tienen que ver con la industria de la automoción y que conocemos perfectamente. Pero hay muchas otras que también están vinculadas con la producción de un coche y que no relacionamos con este sector. Hay que pensar que desde que se propone la fabricación de un vehículo hasta que se produce en serie pasan entre tres y cuatro años, un tiempo en el intervienen un variado grupo de profesiones interesantes.

Escultor de arcilla

Aunque, por supuesto, va mucho más allá de ser alfarero no va muy desencaminado, ya que en el proceso de producción de un nuevo modelo de coche se hace un prototipo en arcilla a tamaño natural. Es lo que se conoce como el clay model (modelo de clay en español), para ello es preciso usar hasta 2.500 kilos de arcilla, superando en ocasiones el peso del vehículo real. Para su moldeado se usan espátulas de distintos tipos y máquinas fresadoras. Con ello se van corrigiendo ángulos, curvas y otros añadidos de los diseñadores sobre la idea original hasta que se congela el diseño definitivo.

Experto en Realidad Virtual

Las empresas de automoción han sabido beneficiarse rápidamente de las nuevas tecnologías de realidad virtual (RV). Creando modelos digitales a escala real de sus prototipos y con ayuda de unas gafas de RV pueden incluso visitar por dentro de manera inmersiva sus futuros modelos y optimizar los procesos de producción, lo que repercute positivamente en el precio de venta del vehículo. Esta tecnología sustituye a los antiguos planos escala 1:1 que se extendían en mesas de más de 10 metros.

En Seat reconocen que la RV ha reducido a la mitad el número de prototipos previos a la fabricación y en el caso del Ateca lograron rectificar hasta 800 puntos de mejora en esta fase virtual.

Virtual

SEAT utiliza la realidad virtual para visualizar y analizar los modelos. / Seat

Costurero

No solo hablamos de coser tapicerías, ya que también el cuero del freno de mano o el volante se cosen a mano con aguja curva, hilo y otros utensilios de costurero. Se diseñan y recortan patrones para los asientos, alfombrillas y el resto de telas que recubren las diferentes partes del habitáculo del vehículo: techo, maletero, puertas, suelos, etcétera. Evidentemente el trabajo manual artesanal solo se ejerce en la etapa de diseño, para la producción masiva es necesaria su automatización para abaratar costes, aunque ciertos modelos exclusivos de algunas marcas de lujo sí se fabrican en serie con los asientos cosidos a mano, al igual que se hacía con los primeros coches.

Sumiller

Al igual que la nariz es la principal herramienta de un sumiller, lo es también para el equipo encargado de que ese olor a coche nuevo, que todos sentimos cuando entramos en un vehículo de un concesionario, sea lo más agradable posible. En la fábrica de Martorell de Seat un equipo de químicos se encarga de oler los habitáculos y hacer más de 400 test olfativos al año para diferenciar los plásticos o telas que dan mal olor para corregirlo. Llegan a someter el coche a temperaturas de 60 grados centígrados para potenciar el olor de los componentes. La premisa para trabajar en esto es no fumar y acudir al trabajo sin perfumarse.

Olfato

Los especialistas realizan más de 400 test olfativos al año. / Seat

‘Tocador’ de coches

En el departamento de háptica se estudian las sensaciones que los usuarios experimentan al tocar el interior de un automóvil. Se mide a través de test a ciegas para una mejor concentración y así notar bien el tacto que produce desde apretar un determinado botón, la manilla de la puerta o la textura de los asientos, entre otros cientos de cosas.

Radiólogo

Más bien nos referimos al técnico en diagnóstico por imagen. El mismo que podría atender perfectamente en un hospital y que maneja aparatos de rayos X y TAC, ya que este tipo de tecnología se utiliza mucho en la fabricación de piezas para el automóvil por ser un método eficaz para detectar rápidamente si existen fisuras y  otros errores que afecten la calidad de los materiales. Por ejemplo, no localizar un poro de menos de medio milímetro en una llanta podría generar una enorme abolladura si chocáramos contra un bordillo.

Licenciado en Bellas Artes

El color que debe tener un coche es fundamental ya que lo define y es uno de los factores más importantes en el proceso de compra. Por eso el equipo de diseño debe contar con expertos en colores como los licenciados en Bellas Artes. En Seat incluso existe un departamento específico llamado Color&Trim, en el que llegan a crear hasta 100 formulaciones con 1.000 litros de pintura antes de lanzar un nuevo color al mercado.

Factores como el clima y la cultura del país donde se venderán los vehículos también definen el color aunque nunca faltan el blanco, el negro y el gris, que son los más vendidos en Europa, según demuestran los estudios año tras año.

Climatólogo

El clima en el que va a circular el coche que se está fabricando es importante, por eso en la fase de diseño y prueba hay expertos que testan los materiales utilizados. Esto se hace en cámaras que simulan los climas extremos del mundo (desde -40 hasta 110 grados centígrados) o el efecto de la radiación solar continuada, por ejemplo, sobre un salpicadero. Además existe un equipo que prueba durante semanas los prototipos ya construidos directamente en puntos geográficos con climas especiales, ya sean regiones cercanas al Polo Norte o zonas desérticas cargadas de polvo.

Probador de asientos

Podríamos decir que se trata de expertos en ergonomía, ya que se dedican a construir el asiento ideal, es decir, lo más confortable, seguro y agradable que puedan. Se prueban situaciones como entrar y salir del coche desde el asiento, la calidad y grosor de la espuma de relleno, si el tejido es transpirable, la posición del reposacabezas o el diseño del reposabrazos. Si el asiento es abatible se hacen pruebas de resistencia continua de hasta 20.000 usos.

Asientos

El probador de asientos busca que sea tan cómodo como seguro. / Seat

Investigador científico

Para garantizar un control de calidad exhaustivo se usa un microscopio electrónico similar al que se utiliza en los centros de investigación más avanzados del mundo, que con sus más de 100.000 aumentos son capaces de llegar hasta el nanómetro para poder detectar la calidad y durabilidad de los materiales interiores (tejidos, plásticos) o externos (pintura, chapa). Con este instrumento incluso se mide que los tonos de cada pieza sean exactamente iguales y no se noten diferencias al ensamblarlos.

Programador

Si tenemos en cuenta que el 95% de los compradores potenciales de un coche consultan Internet para asesorarse antes de acudir al concesionario, entenderemos la importancia de que se incluyan en la cadena de producción profesionales encargados de  construir y administrar canales online, páginas web y redes sociales necesarias para garantizar la mejor experiencia de usuario a los clientes que soliciten información en línea de cada modelo.

Por otra parte, la incorporación cada vez mayor de instrumentos digitales en los vehículos hace necesario contar con expertos en lenguaje máquina en las cadenas de producción. Sobre todo de cara a la gestión de los datos  que ofrecen los sistemas informáticos de los vehículos durante la conducción (Big Data), o en Inteligencia Artificial para poder comunicarse con los futuros vehículos autónomos.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no