Actualidad

El nuevo BMW X5 crece en todos los sentidos

Prevista para noviembre, la cuarta generación del SUV estrena diseño, aumenta su tamaño, cuenta con más tecnología y tiene una mayor capacidad 'off-road'.

BMW X5

El nuevo X5 adapta su imagen a la que marcan los últimos modelos de la casa.

El BMW X5 es un veterano dentro de la gama SUV de BMW, pero con el estreno de su cuarta generación se pone al día y gana en todos sus aspectos: adapta su imagen a la línea establecida por los últimos modelos de la casa y es más grande, más capaz y más tecnológico.

Alcanza los 4.922 mm de largo (+36 mm), los 2.004 mm de ancho (+66) y los 1.745 mm de alto (+19), así como una distancia entre ejes de 2.975 mm (+42). Estas nuevas cotas le dan una imagen más contundente, algo a lo que contribuye también el nuevo diseño, con una enorme parrilla de doble riñón cromada, el paragolpes con tres entradas de aire de considerable tamaño, las llantas que van de las 18 a las 22 pulgadas de diámetro, los musculados laterales, etc. Los faros tienen tecnología LED tanto delante como detrás, aunque en el frontal pueden equipar opcionalmente faros láser LED adaptativos.

El interior destila calidad gracias a unos materiales muy cuidados (cuero, aluminio, superficies retroiluminadas…) y a una dotación tecnológica muy completa. Es el primer modelo de la marca en estrenar el BMW Live Cockpit Professional de serie con cuadro de instrumentos digital, a lo que se suma un HUD que permite ver gráficos en 3D y una consola central de 12,3 pulgadas. Los asientos son ventilados, calefactados y con función de masaje.

La lista de extras incluye, entre otros, el sistema de sonido Bowers & Wilkins Diamond y el sistema de infoentretenimiento para las plazas traseras con pantalla táctil de 10,2 pulgadas. Hablando de plazas traseras, el nuevo BMW X5 se también se ofrecerá con configuración de siete asientos. La capacidad de su maletero va desde los 645 hasta los 1.860 litros.

En el momento de su lanzamiento, en noviembre de este año, estará disponible con tres motores distintos. El diésel xDrive 30d será el de acceso con 265 CV, por encima estará el xDrive 40i de 340 CV y el tope de gama será el M50d de 400 CV. Todos cuentan con tracción integral con bloqueo de diferencial en el eje trasero,  con amortiguadores controlados electrónicamente y con dirección activa integral que mejora la maniobrabilidad a bajas velocidades y la estabilidad a ritmos altos. Además, tendrán disponible un paquete off-road opcional con suspensión neumática y cuatro modos de conducción extra.


Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no