Actualidad

El Fiat 500 se hace monovolumen

El Fiat 500 se hace monovolumen

El pequeño 500 pega un gran estirón y se convierte en un monovolumen mediano que puede cumplir como coche único. Fiat sigue así los pasos de Mini y tiene previsto desplegar una completa familia de modelos agrupados bajo la imagen de su carismático coche de ciudad. La primera de las nuevas propuestas se llama 500 L, destaca por su espacio y confort y saldrá a la venta el próximo octubre.

Todavía no hay precios, pero en Italia estará disponible desde 15.500 euros y se espera que en España mantenga tarifas similares. Más adelante, a partir de 2013, la familia seguirá creciendo con una variante XL de siete plazas y otra de estética todoterreno para competir con el Mini Countryman.

Con una longitud de 4,15 metros, el 500 L es 60 centímetros más largo que el 500 y tiene también una altura y anchura muy superiores. De hecho, sorprende por su volumen y aporta un interior muy amplio, con cinco plazas aptas para todas las tallas y un maletero que llega a 400 litros al adelantar la fila posterior. Pero incluso en esta posición, los ocupantes traseros tienen suficiente espacio para las piernas. Al retrasar la fila, se va casi como en una limusina y la zona de carga ofrece aún 343 litros. El desahogo se completa con una presentación alegre y colorista, muchos huecos para objetos y detalles ingeniosos como una cafetera integrada (opcional). Además, la butaca del copiloto abatible permite cargar bultos de hasta 2,4 metros de largo.

En cambio, el diseño exterior no convence tanto, primero por el predominio de formas cúbicas y, segundo, porque salvo el frontal nada recuerda al 500. En este sentido, los Mini Clubman y Countryman están mejor resueltos. Sin embargo, al volante es un coche muy agradable, para empezar porque se va sentado alto y ofrece muy buena visibilidad. Pero también porque las suspensiones son cómodas y filtran todo con suavidad y porque está bien aislado y resulta silencioso.

En el lanzamiento se ofrecerán tres motores: 1.4 de 95 CV (6,2 litros de consumo medio), 0.9 turbo de 105 CV (4,8 litros) y 1.3 Mjet turbodiésel de 85 CV (4,2 litros), los dos últimos con cambio de seis marchas. La gama se ampliará en 2013 con un 1.6 Mjet de unos 120 CV. Las mecánicas más recomendables son las turbodiésel, por su mejor respuesta al acelerador y su menor consumo.

 

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no