Actualidad

Prepara tu coche para los viajes de estas vacaciones

El mantenimiento básico es importante durante todo el año, pero más todavía en el periodo de vacaciones, en el que llevamos a cabo viajes más largos.

Prepara tu coche para los viajes de estas vacaciones

Las vacaciones son un tiempo en el que todos pretendemos salir de casa, ir a un lugar de descanso propicio y disfrutar de unos días de asueto que son muy importantes para nuestro bienestar, tanto físico como mental. Para ello, en muchas ocasiones, debemos recorrer grandes distancias en carretera y por eso debemos preocuparnos por el mantenimiento del coche, revisando ciertos puntos clave para afrontar el viaje con seguridad.

Esas distancias de viaje puede que no sean muy habituales a lo largo del año, ya sea porque normalmente hacemos recorridos urbanos para ir al trabajo o llevar a los niños colegio, o por cualquier otra razón. Sea como sea, siempre hay que estar atentos a los pequeños detalles que marcarán la diferencia entre un viaje seguro, y un viaje con algo más de riesgo.

Hay cinco puntos clave a revisar en el coche antes de salir de viaje: el motor, los neumáticos, los elementos de visibilidad, amortiguación y frenos, y el sistema de aire acondicionado. Esos cinco imprescindibles nos permitirán salir de casa con la sonrisa puesta y confiando en que la parte mecánica está puesta al día y que no hay nada preocupante, nada que se pueda romper de improviso.

1. REVISIÓN DEL MOTOR
Hoy en día no es habitual que uno repare su propio motor, pero sí que puede fijarse en ciertos detalles que le permitan saber si hay algo que esté fallando. Por ejemplo, comprobar todos los niveles de líquidos (refrigerante, aceite, dirección asistida,…), y detectar posibles fugas, algo muy sencillo de ver si aparcamos en la misma plaza siempre, en el garaje por ejemplo.

Si colocamos unos papeles de periódico bajo el coche después de hacer unos kilómetros, podremos ver las diferentes gotas que se depositan y detectar un problema. Ojo con confundir las gotas por condensación del aire acondicionado con ningún problema, por ejemplo una pérdida de aceite. Las gotas de agua del aire acondicionado son algo de lo más normal.

Otro consejo útil: si vamos de viaje y vemos que nos queda poco para la próxima revisión oficial del coche, ganaremos en tranquilidad y seguridad si la adelantamos antes de salir de vacaciones. Lo mismo para un eventual cambio de aceite.

2. ESTADO DE LOS NEUMÁTICOS
Conviene revisar dos cosas principales en los neumáticos: que las presiones sean las correctas, las que deben tener todos los neumáticos (teniendo en cuenta si vamos a cargar mucho el coche, o no), y si los neumáticos tienen heridas, desgaste irregular o están a punto de llegar a los testigos de desgaste. Hay que recordar que los neumáticos son el elemento de seguridad más vital del coche, único punto de apoyo con el firme, y de su perfecto estado depende totalmente nuestra seguridad. Además es ilegal circular con los neumáticos por debajo de 1,6mm de profundidad en el surco.

3. ELEMENTOS DE VISIBILIDAD
Las luces, el parabrisas y, en general, todos los elementos que influyen en nuestra visibilidad deben estar perfectamente limpios y, en el caso de las luces, perfectamente operativas. No debemos tener ningún faro fundido, ni tapado por suciedad, y es importante que el parabrisas esté en perfectas condiciones (sin “heridas”, limpio), que las escobillas limpiaparabrisas estén en buen estado (es bueno cambiarlas en verano, tras un duro invierno trabajando a tope), y comprobar que llevemos suficiente líquido limpiaparabrisas.

4. AMORTIGUADORES Y FRENOS
Otro elemento vital en el coche es la amortiguación, que trabaja en armonía con los neumáticos y que permiten que éstos se mantengan aferrados a la carretera (en el caso de la amortiguación), o bien que el coche se detenga con seguridad (en el caso de los frenos, y en conjunto con la suspensión). Una frenada segura se consigue cuando los amortiguadores y el sistema de suspensión mantienen la estabilidad del coche, cuando los frenos actúan con eficacia, y cuando los neumáticos disfrutan de un agarre óptimo, así que estos dos sistemas son de vital importancia.

Tanto frenos como amortiguadores son fácilmente comprobables en un taller, de igual manera que una revisión de las presiones de los neumáticos es algo muy sencillo y, generalmente, es un servicio gratuito.

5. AIRE ACONDICIONADO
¿Qué sería de nosotros en pleno verano, en carretera y con el sol cayendo a plomo sobre el coche, sin nuestro sistema de aire acondicionado? Para garantizar un viaje cómodo y sin agobios, hemos de revisar que el sistema de aire refrigere convenientemente, sin despedir malos olores o tardar demasiado en alcanzar temperatura. Para ello puede ser necesario recargar el gas del sistema, una operación sencilla y que nos aliviará en la ruta.

Salir de vacaciones es un placer y algo esperado por gran parte de la población, así que hacerlo de forma segura es una garantía para el disfrute. Comprobar estos cinco puntos clave es muy necesario y nos ayudará a evitar disgustos o, en el mejor de los casos, gastos extra por reparaciones imprevistas.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no