Solo hay que mirar al mercado actual para darse cuenta de que el Honda Civic es uno de los modelos más arriesgados por su agresiva estética. Ni que decir tiene que la todopoderosa versión Type R lleva esa radicalidad a cotas aún más altas, pero, por si a alguien le quedan ganas de más, la marca japonesa ofrece un amplio catálogo de piezas JDM para darle otra vuelta de tuerca.

Lógicamente la firma sabe que un aspecto quizá tan recargado no es aceptado en muchos mercados, motivo por el que ha reservado los accesorios a territorio japonés. Inspirado por las versiones CTR de las generaciones previas, el catálogo incluye elementos tanto para el exterior como para el interior. Los primeros son los que entran por los ojos, incluidas las llantas Championship White blancas de 18 pulgadas con diseño de 10 radios, una moldura roja sobre faros y parrilla, la posibilidad de tintar los antiniebla en amarillo, carcasas de los retrovisores en varios colores  y un alerón igual de vistoso que el de serie, pero hecho de fibra de carbono.

El habitáculo tampoco se queda atrás. El carbono tintado de rojo es uno de los protagonistas, dando forma a diversas molduras y apliques tanto en las puertas como en el salpicadero y la palanca de cambios, cuyo pomo se puede elegir en cuero rojo; ese mismo color está disponible como luz ambiental, y también se ofrecen tanto alfombrillas específicas como una pedalería de aluminio.