Actualidad

Skoda Scout: vámonos al campo

Basado en el Octavia Combi, mejora sus ángulos de entrada y salida, su distancia libre al suelo y cuenta con tracción integral Haldex.

Skoda Scout: vámonos al campo

El Skoda Scout recibe una nueva generación, el modelo se actualiza, potencia su imagen ‘offroad’ y optimiza sus características mecánicas para rendir mejor en carreteras no asfaltadas, caminos y pista rota.

Aun teniendo en cuenta que no es un todoterreno, Skoda ha profundizado en los elementos básicos para que el nuevo Scout pueda llevar una vida más ‘campera’. Luce una estética más contundente que el Octavia Combi en el que se basa, gracias principalmente a las molduras de plástico negro que envuelven la parte inferior de la carrocería y a los protectores de aluminio situados tanto en el paragolpes delantero como en el difusor trasero. Además, la carrocería se ha elevado hasta una altura libre de 171 mm, y los ángulos de entrada y salida se han mejorado hasta los 16,7 y los 13,8 grados respectivamente.

El otro elemento central de este modelo es la tracción integral Haldex de quinta generación, que distribuye la potencia y el par entre las cuatro ruedas según las necesidades de la conducción.

Se podrá elegir con tres motores, un gasolina y dos diésel. El primero es el 1.8 TSI de 180 CV, asociado a una transmisión DSG de seis marchas y que homologa un consumo 6,9 l/100 km y unas emisiones de CO2 de 158 g/km.

El diésel de acceso es el 2.0 TDI de 150 CV, combinado con una caja de cambios manual de seis velocidades, con un consumo de 5,1 l/100 km y unas emisiones de 129 g/km de CO2. El top de la gama lo representa el 2.0 TDI de 184 CV con transmisión automática DSG de seis relaciones. Homologa un consumo de 5,1 l/100 km y unas emisiones de CO2 de 129 g/km.

Entre los elementos de seguridad que equipa de manera opcional, destacan el Front Assist con función de frenado de emergencia, el Lane Assist, el Crew Protect Assist para situaciones de accidente y el detector de fatiga.

En el interior ofrece un espacio similar al del Octavia Combi en el que se basa: 1.782 mm de longitud interior, 73 mm de espacio para las piernas atrás, 983 mm de altura en las plazas delanteras y 995 mm detrás. El maletero tiene una capacidad de 610 litros, que con los asientos traseros plegados aumenta hasta los 1.740 y, si se abate el del copiloto, permite almacenar objetos de hasta 2.920 mm de largo.

Los precios del modelo son los siguientes:

– Scout 1.8 TSI 180 CV DSG 4×4: 31.840 euros

– Scout 2.0 TDI CR 150 CV 4×4: 30.340 euros

– Scout 2.0 TDI CR 184 CV DSG 4×4: 32.740 euros

Sobre la firma

Apasionado del motor desde pequeño, primero de las motos y después de los coches, con especial predilección por los modelos nipones. Llevo una década dedicándome al sector, formado primero en Autobild y desde entonces en el Grupo Prisa, probando todo lo que haga ruido... o no.


Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no