Supercoches

El Aston Martin Valhalla es un superdeportivo híbrido enchufable de 950 CV

Combina un motor 4.0 V8 biturbo con dos eléctricos, acelera de 0 a 100 km/h en 2,5 segundos y tiene una velocidad máxima de 330 km/h.

Aston Martin Valhalla

El Aston Martin Valhalla puede circular 15 kilómetros en modo eléctrico.

El Aston Martin Valhalla es un superdeportivo híbrido enchufable que nace con vocación de «buscarécords»: quiere establecer un tiempo de vuelta inferior a 6m 30s en Nürburgring, lo que supondría rebajar en más de 13 segundos la marca del Mercedes-AMG GT Black Series.

Presentado en 2019, ha evolucionado el diseño del prototipo original, pero mantiene sus principales rasgos. El bajo frontal luce una peculiar interpretación de la característica parrilla de Aston Martin, los pasos de rueda sobresalen respecto al capó, la línea de cintura asciende progresivamente para acabar más alta en la zaga, el techo cuenta con una entrada de aire, la salida de escape doble asoma por la parte superior (el motor está en posición central) y en la trasera destaca el prominente difusor.

Su forma ha sido creada para ofrecer la menor resistencia posible al aire y cuenta con una aerodinámica activa que le ayuda a generar hasta 600 kilos de carga para mejorar su rendimiento en circuito. Emplea un chasis monocasco de fibra de carbono y elementos como las llantas de aluminio (20 pulgadas en el eje delantero, 21 en el trasero) ayudan a contener el peso, que en seco es de 1.550 kilos.

Respecto al prototipo presentado hace dos años, que fue denominado como AM-RB 003, la principal diferencia se encuentra en su apartado mecánico. Iba a emplear un bloque V6 desarrollado por la propia Aston Martin, pero finalmente se ha optado por una mecánica híbrida enchufable cuyo propulsor principal viene firmado por AMG.

Se trata de un motor 4.0 V8 biturbo, procedente de Mercedes, que desarrolla 750 CV. Cuenta con el apoyo de dos bloques eléctricos, uno montado en el eje delantero y otro en el trasero, que aportan tracción 4×4 y otros 204 CV para conseguir una potencia conjunta de 950 CV y un par máximo de 1.000 Nm. El sistema se asocia a una caja de cambios automática DCT de ocho velocidades. Gracias a ello es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 2,5 segundos y de alcanzar una velocidad máxima de 330 km/h.

Aston Martin Valhalla

El sistema de baterías permite circular en modo cero emisiones durante solo 15 kilómetros a velocidades de hasta 130 km/h. No es suficiente autonomía eléctrica para conseguir la etiqueta Cero de la DGT, pero sí para hacerse con la ECO. Además, la marca no ha desvelado su consumo, pero afirma que sus emisiones de CO2 serán inferiores a l200 g/km, un valor que se traduciría en un gasto inferior a nueve litros.

La fórmula del Valhalla es similar a la de modelos como los Ferrari 296 GTB y SF90 Stradale, ambos superdeportivos híbridos enchufables. El primero a una escala más pequeña, pues solo tiene 830 CV  y combina un motor V6 con un único bloque eléctrico. El segundo es más parejo en cuanto a potencia (1.000 CV), pero asocia el propulsor 4.0 V8 a tres eléctricos.

Aston Martin Valhalla

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no