¿Cuáles son las partes de una rueda y por qué todas son importantes?

El calzado del vehículo se divide en cuatro partes, todas ellas fundamentales para la seguridad: llanta, válvula, contrapesos y neumático.

seguridad

Las ruedas son la única parte de un vehículo que está en contacto con la carretera. Por eso es muy importante que estén en perfecto estado, ya que, de lo contrario, pueden causar accidentes graves. Entre sus funciones están soportar el peso del coche, absorber las irregularidades del asfalto y transmitir la tracción y las fuerzas de frenado. Son, en definitiva, las encargadas de ejecutar las decisiones principales del conductor. Y aunque los primero que se asocia a ella es el neumático, las partes de la rueda son unas cuantas más, y todas relevantes:

Las llantas

La llanta es la parte clave de una rueda cuando hablamos de diseño y atractivo. Unas llantas llamativas pueden mejorar la imagen y estética de un coche, pero, al contrario, también pueden desfavorecerla. Estableciendo un símil, las llantas son como los zapatos de las personas.

Las válvulas

Se trata de un elemento clave entre las partes de la rueda, ya que mantiene la presión del neumático. Es el lugar por donde infla la rueda. El tipo de válvula empleado depende de tres factores:

  • La presión de aire requerida.
  • Condiciones de conducción.
  • Diseño de la llanta.

La elección de una válvula u otra depende del tipo de vehículo en el que se vaya a montar. Además, las válvulas pueden ser cauchogoma y metal o metálica. En los coches actuales, las válvulas incluyen sensores que informan al conductor de la presión de los neumáticos.

Los contrapesos

Los contrapesos son el elemento menos conocido de la rueda. Estas piezas de plomo se colocan en las llantas con el objetivo de equilibrar las cuatro ruedas para no que se produzcan vibraciones durante la conducción. Si no existiesen, los amortiguadores podrían sufrir daños y la vida útil del neumático se reduciría.

Los neumáticos

Los neumáticos ponen en contacto al vehículo con el asfalto. Una goma en mal estado (o inadecuada para el vehículo) aumenta considerablemente la probabilidad de sufrir un accidente. Además, con nieve, hielo o agua en la carretera este riesgo se incrementa. El neumático, a su vez, está compuesto por varias partes:

  • Lona.
  • Lona de carcasa.
  • Lonas de cima.
  • Talones.
  • Flancos.
  • Banda de rodadura.
  • Hombro.
  • Entalladura.
  • Nervadura.

A pesar de que los conductores no prestan la atención necesaria a los neumáticos, debería controlarse su presión al menos una vez al mes. También hay que vigilar el desgaste de la goma: solo hacen falta 20 segundos para saber si los neumáticos aún son seguros.

Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram

Sobre la firma

Gabriel Buendía

Joven apasionado de la comunicación y las redes sociales. Como de pequeño no me callaba ni debajo del agua, me hice periodista. Mi debut fue en el departamento de redes sociales del Diario As. Ahora, soy el responsable de las redes sociales en Prisa Motor, porque también me gustan los coches y el mundo del motor. Me puedes encontrar en twitter como @GBuendia_9

Más Información

Renault Racing Shoe5
aparcamiento accidente

Newsletter ElMotor

Recibe la newsletter de EL MOTOR con toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia.

Apúntate

Servicios ELMOTOR

Encuentra los mejores talleres, seguros, autoescuelas, neumáticos…

BUSCAR
Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no