Actualidad

Monovolúmenes globales

Monovolúmenes globales

La globalización manda y Ford vuelve a lanzar modelos globales para venderlos sin apenas cambios en todo el mundo. Pero esta vez parece que será la definitiva. Los nuevos C-Max y Grand C-Max, dos monovolúmenes de cinco y siete plazas, serán la punta de lanza. Se fabricarán en Valencia para todos los mercados y llegarán en noviembre: desde 17.850 euros. Comparten y estrenan la base del nuevo Focus (febrero de 2011), que se vestirá con 10 carrocerías diferentes y permitirá a Ford vender dos millones de coches anuales con la misma mecánica para reducir costes.

El C-Max es la versión de cinco plazas, mide 4,38 metros de largo y compite con los Citroën Picasso y Renault Scénic, entre otros. Pero se distingue de ellos por su estilo deportivo. Así, tiene un frontal en cuña con doble parrilla, muy expresivo. La línea lateral ascendente con los nervios de las puertas marcados, el techo en arco y el portón trasero inclinado hacia delante estilizan la figura. Y el resultado es un monovolumen moderno y aerodinámico (CX: 0,30) con personalidad propia que a pesar de su vocación familiar puede seducir a parejas jóvenes que buscan espacio para llevar bicis, esquís…

El Grand C-Max es 14 centímetros más largo, 4,52 metros, tiene siete plazas y compite con los Grand Picasso, Grand Scénic… Los dos tercios delanteros son casi iguales que en el C-Max y añade unas puertas traseras deslizantes que facilitan el acceso. El techo se prolonga por detrás y forma un ángulo más recto con el portón para ampliar la altura interior atrás. Pero la imagen, más clásica y cuadrada, está menos lograda que la de su hermano.

El interior no es de los más amplios en monovolúmenes de su tamaño, tanto en anchura como en espacio para las piernas en las plazas traseras, aunque en estos coches no suele ser un problema: atrás normalmente viajan niños. Además, tienen buenos maleteros: 432 litros el C-Max y 439 el Grand C-Max (con cinco plazas). Ambos destacan por su flexibilidad interior: las cinco plazas de atrás se pliegan fácilmente de una en una, dejan el piso plano y aumentan la capacidad a 1.684 y 1.706 litros. Y aunque los asientos son algo pequeños, sobre todo el central de la segunda fila, permiten regular la inclinación de los respaldos por separado.

Los nuevos Ford destacan también por la presentación y acabados del interior, con un diseño moderno y una calidad de materiales que crean un ambiente cuidado y más elaborado que muchos de sus rivales. La insonorización y la calidad de rodadura son también de lo mejor y ofrecen una conducción ágil, estable y segura que se disfruta al volante.

El conjunto se completa con una gama de motores nuevos que gastan lo justo, aunque sin sistema Start&Stop (para el motor en los atascos). La gama de gasolina empieza con un 1.6 Ti con cambio manual de cinco marchas y 105CV (17.850 en el C-Max y 19.500 en el Grand C-Max) y hay un nuevo 1.6 Ecoboost (turbo) de 150CV (21.900 y 23.250). Además, se ofrecen cuatro TDCi turbodiésel: 1.6 de 95CV (19.950, solo en el C-Max) y 115CV (22.700 y 24.050) y 2.0 de 140CV (23.700 y 25.050) y 163CV (27.550 solo en el Grand C-Max y con cambio automático de seis marchas). El equipo de serie incluye siempre seis airbags, ABS y aire acondicionado.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no