Ni Bugatti Veyron ni Lamborghini Aventador: BMW S 1000 RR

A la hora de la verdad, cuando se trata de pruebas de aceleración no hay color: mejor dos ruedas que cuatro, más aún si son las de la BMW.

Mucho se habla de los coches más rápidos del mundo, pero en la mayoría de las ocasiones se olvida que, a la hora de acelerar, pocas veces pueden igualar a una buena moto deportiva. Aquí un ejemplo muy claro, una BMW S 1000 RR da una lección en una carrera de drag a dos rivales de altura como un Bugatti Veyron Grand Sport y un Lamborghini Aventador.






Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram

Más Información

Autopía: historia de la automoción en un entorno idílico
vender coche

Newsletter ElMotor

Recibe la newsletter de EL MOTOR con toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia.

Apúntate

Servicios ELMOTOR

Encuentra los mejores talleres, seguros, autoescuelas, neumáticos…

BUSCAR
Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no