Motos

Así es la primera Harley-Davidson eléctrica de la historia

La versión definitiva de la esperada LiveWire se ha presentado en el Salón de Milán y llegará a los concesionarios a lo largo de 2019.

LiveWire Harley Davidson

Este es el aspecto definitivo de la primera Harley eléctrica. / Harley

Harley-Davidson anunció el pasado mes de julio un plan estratégico que suponía una auténtica revolución para la marca. Con el horizonte puesto en 2022, el fabricante estadounidense diversificará la oferta de sus legendarias motocicletas buscando atraer el interés de nuevos clientes, más allá de los incondicionales que han sostenido su actividad durante nada menos que 115 años de existencia. Sin olvidar a estos últimos, Harley  no quiere quedarse atrás en el proceso de la electrificación y es así como trabaja en una nueva gama de productos sin emisiones, una familia cuyo primer miembro acaba de desvelar en el Salón de Milán: la esperada y rupturista LiveWire.

La primera moto eléctrica en la historia de Harley-Davidson, un producto controvertido por lo que representa para una empresa tan tradicionalista pero que se antoja como su puerta al futuro, una tabla de salvación para un modelo de negocio que empieza a verse comprometido por los nuevos hábitos y exigencias de la movilidad personal. La LiveWire que ahora es una realidad supone la culminación del proyecto que se inició en 2014.

Su configuración es bastante similar a la que sorprendió en aquel primer prototipo, una moto ligera, manejable y de aspecto deportivo que poco tiene que ver con lo habitual en Harley. Ahora ya se sabe que al bastidor de aluminio se anclan suspensiones de origen Showa en ambos ejes: una horquilla regulable en el delantero y un monoamortiguador trasero, ambos regulables. El equipo de frenos también resulta esencial en una moto que promete prestaciones de primer nivel, especialmente en términos de aceleración. Es así como en la rueda anterior aparecen sendos discos Brembo de 300mm de diámetro, complementado por otro posterior cuyas dimensiones no han sido desveladas por el fabricante. En cuanto a los neumáticos, Harley recurre a Michelin, uno de sus proveedores habituales, para calzar la LiveWire con unos Scorcher especialmente desarrollados para este modelo.

Aunque sin duda, el factor diferenciador de esta Harley tan especial es su motor eléctrico de imanes permanentes, capaz de ofrecer un par inmediato en el momento que se gira el puño del acelerador. Una característica que se traduce en unas reacciones espectaculares y unas sensaciones de conducción que la marca afirma entusiasmarán a sus usuarios. El propulsor sin emisiones está ubicado en una posición muy baja para beneficiar al centro de gravedad y, en consecuencia, la manejabilidad del conjunto a cualquier velocidad.

El motor se ha diseñado para emitir un sonido que aumenta de tono y volumen con la velocidad, intentando conservar así uno de los rasgos más característicos de los legendarios bicilíndricos en V de la marca. Además, la LiveWire permite al motorista ajustar la entrega de potencia en siete modos diferentes, cuatro de ellos programados de serie y los tres restantes configurables por el usuario.

LiveWire Harley Davidson

La LiveWire promete sensaciones fuertes al manillar.

La marca no ha ofrecido datos sobre la potencia del motor, ni las características esenciales de las baterías que lo alimentan, incluyendo su autonomía. Sí que se refiere a un unidad principal de células de iones de litio rodeadas por una carcasa de fundición de aluminio con aleteado para la refrigeración de la misma. Junto a ella se encuentra otra batería accesoria de 12 V para alimentar las luces, los controles, el claxon y la instrumentación.

La recarga de la batería se podrá realizar en una toma de corriente doméstica mediante un cable integrado en la propia moto, existiendo también la opción de recurrir a cargadores rápidos de tipo 2 y 3, que los propios concesionarios de Harley ofrecerán a los clientes interesados para su instalación.

Su tecnología también se refleja en una instrumentación con una pantalla TFT en color, ubicada en el centro del manillar y que ofrece una completa información al motorista. Es regulable en su inclinación para adaptarse a usuarios de diferentes tallas y gracias a una conexión Bluetooth ofrecerá, a través de un teléfono inteligente, el acceso a servicios como la música o la navegación.

LiveWire Harley Davidson

Si diseño cuenta con un evidente atractivo estético.

La nueva LiveWire estará disponible en una red de concesionarios seleccionados a lo largo de 2019. Harley-Davidson comunicará su precio y el proceso de reserva el próximo mes de enero. Se prevé, en todo caso, que el número de unidades disponibles y su coste reforzarán la exclusividad de una moto que puede convertirse en una pieza de colección.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no