Cuando sólo tres cilindros pueden ser más que suficientes

El ‘Coche del Año en Europa’ amplía su oferta con este avanzado propulsor PureTech, un prodigio de eficiencia pero con buenas prestaciones.

La última generación del Peugeot 308 ha sido proclamada ‘Coche del Año en Europa 2014’ y me parece un galardón merecido. No suelen convencerme los resultados de este tipo de certámenes, pero en el caso que nos ocupa coincido en que nos encontramos ante un magnífico compacto, absolutamente comparable a las referencias indiscutibles del segmento, generalmente de marcas alemanas.






Ya presentamos este modelo Peugeot en una prueba anterior, pero ahora he creído interesante comprobar cómo se desenvuelve un automóvil tan ambicioso como el 308 con uno de esos motores en boga en los últimos tiempos, un pequeño tres cilindros de gasolina y un cubicaje de sólo 1,2 litros pero que es capaz de entregar nada menos que 130 CV.

La tecnología PureTech es sofisticada y también resolutiva, porque las sensaciones que ofrece son convincentes. Como prejuicio inicial podría parecer que un propulsor con esa definición no encaja en un producto de esta calidad, pero nada más lejos de la realidad.

Soluciones como el turbo, la inyección directa o las piezas móviles de bajo rozamiento propician que las respuestas al acelerador sean satisfactorias, especialmente a partir de las 2.000 rpm, lo que se traduce en unas prestaciones suficientes para las exigencias de un coche como éste. El cambio de seis marchas permite mantener el régimen en los valores de utilización más efectivos y minimizar los efectos de unas relaciones un tanto largas en las marchas superiores, mientras que el nivel sonoro y las vibraciones del tricilíndrico pasan prácticamente desapercibidas.

En términos de eficiencia, y como suele ser habitual en este tipo de motores, los resultados varían bastante dependiendo del tipo de utilización que demos al vehículo. Siendo algo cuidadosos podemos obtener consumos realmente bajos y en ciudad también se aprecian las ventajas del bajo cubicaje; ahora bien, a ritmos más elevados, en carretera y autovías, o en una conducción más dinámica es fácil superar la barrera de los siete litros a los cien, lo que no es excesivo pero tampoco escaso.

 

Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram

Más Información

Guardia Civil
Mercedes-AMG S 63 E Performance

Newsletter ElMotor

Recibe la newsletter de EL MOTOR con toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia.

Apúntate

Servicios ELMOTOR

Encuentra los mejores talleres, seguros, autoescuelas, neumáticos…

BUSCAR
Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no