Actualidad

El Mini John Cooper Works GP se pone a punto en Nürburgring

La versión deportiva, todavía en fase de desarrollo, ya ha bajado de los 8 minutos por vuelta en el circuito alemán, mejorando a su predecesor.

Mini John Cooper Works GP

El nuevo modelo llega a los 300 CV de potencia.

Aunque la atención general está puesta en el inminente Mini eléctrico, la marca británica también está dando forma a otra de las versiones más especiales de su icónico modelo, aunque ésta sea de combustión tradicional: el Mini John Cooper Works GP.

Como la gran mayoría de fabricantes, el escenario principal que ha elegido para poner a prueba esta variante de corte deportivo ha sido Nürburgring, cirucito utilizado como vara de medir por gran parte de la industria.

En pleno desarrollo y todavía con meses por delante para perfeccionarlo (hasta 2020 no se lanzará al mercado) Mini asegura que ya conseguido rebajar de manera considerable el tiempo del modelo en el Infierno Verde respecto a su predecesor. Así, mientras que aquél estableció un 8:23 como mejor registro, el nuevo ya ha bajado de los 8 minutos.

Mini John Cooper Works GP

Esto se debe a una amplia lista de mejoras que incluyen los frenos, la suspensión y el chasis, pero entre las que destaca sobre todo la presencia de su motor tetracilíndrico con dos turbos y que desarrolla 300 CV de potencia.

Por el momento la marca no ha concretado más datos, ni siquiera cuándo se pondrá a la venta, aunque sí que ha confirmado que solo se producirán 3.000 unidades de tan exclusiva versión.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no