La producción del Volkswagen T-Roc empezará en agosto

La marca ya ha confirmado que para el año 2019 tendrá 19 SUV distintos en su gama y espera vender un millón de eléctricos para 2025.

La producción del Volkswagen T-Roc empezará en agosto

Habrá cambios estéticos, pero ¿serán importantes o mantendrán el diseño del prototipo?

El Grupo Volkswagen ha celebrado su sesión anual informativa y ha aprovechado para dejar claro cuáles son sus planes a corto y largo plazo, así como para exponer cuál es la situación de la empresa.

Todavía llegan ecos del Diéselgate, pero Volkswagen ha salido bastante indemne del asunto: en Europa han reparado el 57% de los vehículos afectados y esperan llegar al 100% antes de final de año, y los beneficios obtenidos por el grupo, 3.400 millones en el primer cuatrimestre, demuestran que continúan teniendo la confianza del público.

Aun con ello, la apuesta de la marca se aleja del gasóleo y se acerca hacia la electricidad. El denominado plan ‘Transform 2025+’ tiene como objetivo convertir a Volkswagen en el líder de la movilidad eléctrica, consiguiendo unas ventas de un millón de unidades de este tipo de vehículos para 2025. Con prototipos presentados como el I.D. Buzz o el I.D. Crozz, el que tendrá una importancia capital será el I.D. Concept o, mejor dicho, el modelo de producción que derive de él, puesto que será el primero en llegar al mercado y tendrá que “abrir la lata”.

Y si ese es un pilar de futuro, el otro, que también lo es a corto plazo, es el de los SUV. La marca es consciente del éxito y la importancia de estos vehículos en la mayoría de los mercados y por eso va a apostar por ellos a lo grande: para 2019 espera tener 19 modelos diferentes a nivel global.

Algunos de ellos, como el Tiguan Allspace, se han lanzado este mismo año, pero pronto se le unirán otros, como el T-Roc, cuya producción se ha confirmado que comenzará en agosto.