Cuatro monovolúmenes medios: precios y equipamiento

Citroën C4 Grand Picasso 2.0 BlueHDi EAT6 Shine, Volkswagen Touran 2.0 TDi DSG Advance, Renault Grand Scénic 1.6 dCi EDC Edition One y Opel Zafira 2.0 CDTi Aut. Excellence

Cuatro monovolúmenes medios: precios y equipamiento

Interior del Volkswagen Touran.

Opel Zafira. Dos motores turbo de gasolina con 120 y 140 CV (de 22.350 a 26.700 euros) y tres turbodiésel de 120 a 170 CV (desde 24.050 hasta 31.500).
Citroën C4. Dos motores turbo de gasolina con 130 y 165 CV (desde 25.100 hasta 31.100 euros) y tres turbodiésel de 100 a 150 CV (de 26.100 a 31.900).
Renault Grand Scénic. Dos motores de gasolina de 115 a 130 CV (de 22.450 a 24.650) y tres dCi turbodiésel de 110 a 160 CV (de 25.250 a 33.650).
Volkswagen Touran. Tres motores de gasolina de 110 a 180 CV (de 26.480 a 37.600) y tres TDi turbodiésel de 115 a 190 CV (de 27.140 a 40.820).

Todos vienen de serie con seis airbags, ABS, control de estabilidad ESP, sensor de presión de ruedas y ayuda al arranque en cuesta. El VW añade un airbag de rodilla (conductor), sensor de fatiga y reposacabezas delanteros activos, como el Opel, que, al igual que el Citroën, incluye llamada de emergencia en caso de accidente. Pero el C4, el Grand Scénic y el Touran son más completos. El primero viene con aviso de vehículo en ángulo muerto y el Renault lo compensa con la alerta de cambio involuntario de carril y la frenada automática de emergencia en ciudad, de serie también en el Volkswagen.

monovolúmenes

Interior del Citroën C4 Grand Picasso.

En el equipamiento de serie también hay diferencias, pero se repite la ventaja del Grand Picasso. Aparte del equipo de seguridad, los cuatro vienen de serie bastante completos, con climatizador, ordenador de viaje, control de velocidad, siete plazas, sensores de lluvia, faros y aparcamiento (delanteros y traseros), retrovisores con plegado eléctrico, radio CD, pantalla táctil, bluetooth, USB y llantas de aleación de 16 pulgadas en el Volkswagen, de 17 en el Citroën y el Opel, y de 20 en el Renault.

Salvo el Zafira, añaden start & stop y cámara trasera, y el C4 y el Touran suman las levas del cambio en el volante. Además, el Grand Scénic y el Grand Picasso vienen con arranque por botón y acceso manos libres. Y el Renault, que solo se vende en el acabado superior Edition One, incorpora pintura bitono y el paquete ZEN de regalo, con navegador R-Link, asiento del conductor con masaje, faros delanteros LED, cristales oscuros y equipo de música Bose.

El Citroën supera a todos porque añade navegador, tapicería de cuero y tela y aparcamiento automatizado. Y suma dos paquetes de regalo que incluyen portón del maletero con apertura con el pie, faros de xenón, techo panorámico y asientos delanteros con masaje y reposapiés en el del copiloto. Y esta dotación junto a un precio competitivo resultan claves para que se imponga en esta prueba.