Peligra la producción de un millón de coches en España

El grupo Stellantis reclama ayudas públicas para mantener activas sus fábricas de Vigo, Zaragoza y Madrid.

Stellantis
El Grupo Stellantis tiene tres plantas productivas en España. | Stellantis

El grupo Stellantis fabricó el pasado año en España 963.100 automóviles, repartidos entre sus plantas de Vigo (Pontevedra), Figueruelas (Zaragoza) y Villaverde (Madrid). Se trata de prácticamente la mitad de la producción de coches en España (45%), una actividad que se encuentra en peligro si el Gobierno no aporta soluciones para la actualización de estas instalaciones.

Stellantis basará la siguiente generación de modelos de todas sus marcas en una nueva plataforma denominada STLA. Se ha diseñado en cuatro configuraciones, básicamente por tamaño, y las fábricas necesitan adaptarse a su producción. Un proceso complejo y costoso para el que el grupo automovilístico espera contar con la ayuda pública.

Susana Remacha, directora de la factoría de Villaverde, así lo confirmó ante un reducido grupo de periodistas en una reciente visita a sus instalaciones: “Durante 2023 tendremos que decidir si estamos en disposición de adaptarnos a la fabricación sobre la nueva plataforma. Trabajamos junto a las plantas de Vigo y Zaragoza para encontrar soluciones, buscamos un futuro en común y solo puedo decir que, de momento, no hay nada definido”.

Stellantis sigue a la espera de una respuesta política, tanto nacional como autonómica, sobre sus necesidades de ayuda para acometer esta profunda transformación de las fábricas españolas. En este sentido, Carlos Tavares, su consejero delegado, ya se ha mostrado claro al respecto y suele ser bastante preciso en sus planteamientos: sin la contribución pública será imposible adaptarse al nuevo escenario de la electrificación y, por tanto, mantener la actividad de esas plantas.

Remacha se muestra prudente al respecto, simplemente remite a las declaraciones del máximo ejecutivo de la compañía y confirma que la situación continuidad productiva puede verse amenazada: “Yo no puedo decir nada más de lo que ha dicho Tavares. Así que de sus palabras se desprende que puede existir un riesgo, en estos momentos nadie sabe lo que puede ocurrir. Lo evidente es que en otros países existen ayudas para la industrialización y si en España no es así, el panorama se complica. Por mi parte solo puedo agregar que en Villaverde estaremos listos para adaptarnos a las nuevas necesidades, incluso a afrontar el desafío de la convivencia de dos líneas de producción en la transición”.

El Citroën C4 X es el último modelo que ha llegado a Villaverde.

La solución al conflicto, o al menos el inicio de las conversaciones con un horizonte definido, no debería prolongarse más allá de este año, puesto que el tiempo corre en contra de las fábricas en España. De hecho, las ayudas del PERTE para la automoción aún disponibles serían insuficientes y podrían llegar tarde. Es así como la directora de la planta de Villaverde opina que la solución pasa por “un segundo PERTE u otro tipo de ayudas, a las que acceder antes de 2025”.

El nuevo C4 X, el recién llegado

En la fábrica madrileña de Stellantis se producen en la actualidad, para todo el mundo, los modelos de Citroën C4, tanto en versión de combustión como eléctrica, y el recién llegado C4 X, igualmente con ambas motorizaciones.

Su plantilla es de cerca de 1.600 personas, que van a cerrar este año con una producción de 82.000 unidades, el 85% de las cuales se dirigen a mercados exteriores. El ritmo de fabricación es de 30 coches a la hora, para un total de casi 600 diarios entre dos turnos y medio de trabajo.

El nuevo C4 X se presenta un coche de gran trascendencia para Citroën. Cubre el espacio existente entre el C4 convencional y el C5 X, con una silueta de estilo cupé con matices SUV que debería gozar de mucha aceptación entre los clientes de un segmento tan pujante.

Tiene cuatro puertas, mide 4,60 metros y se ofrece con tres motores de combustión (gasolina 100 y 130 CV, más diésel de esta misma última potencia), más otro eléctrico con un rendimiento de 100 kW (136 CV). Su interior espacioso, su confort y su equipamiento son otros de los argumentos en lo que Citroën confía para el éxito del modelo. Además, piensa homologarlo para el uso como vehículo de servicio público, tanto taxis como empresa de VTC.

Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram

Sobre la firma

Raúl Romojaro

Una vida sobre ruedas. De piloto (malo) de motocross a periodista deportivo en Diario AS, incluyendo una década en los grandes premios de MotoGP. Apasionado de los coches y las motos, en más de 30 años he tenido el privilegio de probar unos cuantos cientos de unos y de otras. Ahora, subdirector en Prisa Motor.

Más Información

Mercedes
Peugeot

Newsletter ElMotor

Recibe la newsletter de EL MOTOR con toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia.

Apúntate

Servicios ELMOTOR

Encuentra los mejores talleres, seguros, autoescuelas, neumáticos…

BUSCAR
Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no