Actualidad

Tres son mejor que dos

¿Por qué conformarse con un simple par de turbos? Mejor instalar tres y convertir este Mazda RX-8 en una máquina de drag de 1.600 CV.

Tres son mejor que dos

Carreras de drag las hay de todo tipo, pero de vez en cuando salta en internet alguna creación demencial que sobresale respecto al resto. El último en unirse a este grupo es este peculiar Mazda RX-8, del que básicamente solo queda la carrocería. Debajo se encuentra un motor con tres rotores, cada uno de ellos con un turbo para alcanzar una potencia total de 1.600 CV. Para saber de lo que es capaz el animalico, dadle al play.






Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no