Eléctricos

Renault Eolab, con el objetivo del litro a los 100 kilómetros

La marca francesa mira a largo plazo con un prototipo que pretende adelantar innovaciones que incorporarán sus modelos en la próxima década.

Renault Eolab, con el objetivo del litro a los 100 kilómetros

La expresión ‘conejillo de indias’ no podría cuadrar más con Eolab. Se trata de un concept que Renault acaba de presentar y que va a ser un banco de pruebas para el fabricante, que probará en él alrededor de 100 novedades que se irán incorporando a sus modelos a lo largo de los próximos 10 años.

El resultado final debería ser un compacto (que bien podría ser el Clio de dentro de una década) que homologue un consumo de 1 l/100 km y unas emisiones de CO2 de 22 g/km. Para conseguirlo la marca francesa ha trabajado en torno a tres pilares: la mecánica híbrida Z.E. Hybrid, la reducción de peso y la optimización de la aerodinámica.

El Eolab (que recibe su nombre de la mezcla del dios Eolo y de ‘laboratorio’) está movido por un sistema híbrido compuesto por un motor de gasolina 1.0 tricilíndrico de 75 CV y 95 Nm de par, y por uno eléctrico de 50 kW y 200 Nm. Se asocia a una caja de cambios de tres velocidades y manda la potencia al eje delantero.

Sumado a la batería de ión lito de 6,7 kWh, con la que consigue una autonomía eléctrica de 60 km, el sistema tiene un peso total de 150 kg. Sorprende esta cifra respecto al peso total del modelo: solo 955 kg.

¿Cómo se ha logrado esta ligereza? Empleando materiales como el aluminio, el CRFP o el magnesio en diversas partes de la estructura del modelo como el capó, el techo, las puertas (solo tiene tres, un 2+1 similar a la configuración del Hyundai Veloster) o la estructura de los asientos; así como reduciendo, por ejemplo, el grosor de las ventanillas.

En su diseño ha predominado la intención de mejorar al máximo su aerodinámica hasta conseguir un Cx de 0,24. Parte de la ‘culpa’ de esto la tiene su chasis adaptativo, que regula la altura del compacto en tres posiciones (Access, Urban y Extra-Urban) y permite la extensión de spoiler delantero y trasero según las necesidades. Otro detalle en este aspecto son las llantas carenadas, que pueden abrirse o cerrarse según la temperatura de los frenos.

De las 100 innovaciones que presenta, Renault prevé una llegada escalada a sus modelos de calle, con alrededor de un 30% en 2016, más del 50% en 2018 y casi el 90% en 2022.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no