Así son los nuevos radares Trucam II, que detectan coches a 1.200 metros

Los dispositivos, preparados para motos patrulla y vehículos camuflados, controlan la velocidad también de noche.

Un radar Trucam instalado en un coche patrulla. | TRADESEGUR

Unos nuevos radares llegan al asfalto. Se llaman Trucam II y son pequeños, difíciles de localizar y fáciles de colocar. Por su tamaño, precisamente, resultan un arma eficaz contra los excesos de velocidad, causa principal de una buena parte de las muertes en carretera. 

Los Trucam II corresponden a la modalidad de pistola láser, con unas dimensiones que posibilitan el transporte en las maletas de las motos patrulla y su ubicación en los soportes de estos vehículos.

De modo este modo, se puede acceder con ellos a lugares donde los coches se topan con más dificultades. Y, así, establecer con discreción controles de velocidad en tramos habitualmente conflictivos. 

Radares para la noche

Estos nuevos radares no destacan solo por su tamaño. Su avanzada tecnología permite a los Trucam II, por ejemplo, un alcance máximo de 1.200 metros de distancia, según indica la distribuidora Tradesegur, y obtener “imágenes más nítidas a 150 metros de distancia”. Además, son capaces de registrar la velocidad tanto de frente como desde atrás. 

Y gracias a la luz infrarroja que incorporan (que ilumina la carretera cuando el radar detecta un exceso de velocidad) están preparados para las labores de vigilancia policial nocturna, informa el Servei Català de Trànsit en un comunicado.

Con estos cinemómetros, por el momento, trabajan solo los agentes de los Mossos d’Esquadra. La policía catalana cuenta con siete dispositivos y próximamente añadirá otras tres unidades. 

Por sus características y por su facilidad de transporte, pueden considerarse radares móviles, pero solo miden la velocidad desde una posición estática. Sin embargo, su diseño los hace muy versátiles, pues se adaptan no solo a las motos, sino también a un trípode o a los soportes específicos de los coches patrulla. 

Los radares Trucam II, por otra parte, están preparados para realizar controles de velocidad selectivos y, así, examinar solo vehículos determinados (motocicletas, por ejemplo) o aquellos con un límite de velocidad específico, como autobuses o camiones.

La DGT y los nuevos radares Trucam II

Solo el Servei Català de Trànsit utiliza los nuevos radares Trucam II. Fuentes de la Dirección General de Tráfico (DGT) descartan que estos dispositivos vayan a utilizarse en el resto de España, al menos a corto plazo. 

Sin embargo, el organismo sigue preocupado por el ritmo excesivo de algunos vehículos. Según los últimos datos ofrecidos por la DGT, el 30% de las muertes en carretera en 2020 estuvo causada por la velocidad excesiva o inadecuada.

Para controlarla, Tráfico cuenta con 780 radares fijos (92 de ellos de tramo), 545 radares móviles, 12 helicópteros Pegasus y 39 drones, de los cuales 23 tienen capacidad sancionadora. La DGT aumentará pronto su equipamiento con otros 26 radares, de ellos 10 fijos y 16 de tramo.

Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram

Más Información

Etiquetas de la DGT
El aviso de la Policía Nacional: “La broma de ocultar la matrícula puede salir cara”

Newsletter ElMotor

Recibe la newsletter de EL MOTOR con toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia.

Apúntate

Servicios ELMOTOR

Encuentra los mejores talleres, seguros, autoescuelas, neumáticos…

BUSCAR
Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no