¿Las escobillas no limpian bien el parabrisas? Sólo hace falta vinagre

Mantener los limpiaparabrisas como nuevos es simple y solo requiere de dos productos fáciles de encontrar en casa.

escobillas limpiaparabrisas

Existen muchos productos que son fáciles de encontrar en el hogar y que son de bastante utilidad para el coche. Por ejemplo, las bolsitas de gel de sílice para evitar la humedad dentro del coche, o las de carbón para neutralizar olores.

Otro truco bastante fácil de aplicar, y que ayuda a mantener limpios los limpiaparabrisas, se basa en dos productos baratos que están en casa.

El truco del vinagre y la vaselina

Existe un truco que sirve para que las escobillas del parabrisas duren mucho más tiempo. Para limpiarlas, solo es necesario:

  1. Primero, quitarlas y luego verter una pequeña cantidad de vinagre en un trapo de microfibra. De esta manera, se frotará cuidadosamente sobre las gomas.
  2. Después de este proceso, se recomienda (con otro paño limpio) quitar los excesos del vinagre aplicado.
  3. Cuando las gomas ya estén secas, posteriormente se aplica un poco de vaselina (de las clásicas que hay en casa, ninguna en especial) y se esparce.
  4. Luego, es necesario que el caucho absorba la vaselina (esto puede tardar varios minutos). Mientras algunos recomiendan esperar un par de horas, otros prefieren dejar reposar la vaselina toda la noche.

¿Cómo cambiar la goma de los limpiaparabrisas?

Si ya no hay más remedio que sustituirlos, no resulta complicado cambiar los limpiaparabrisas del coche, pero hay que tener en cuenta algunas consideraciones previas. Para empezar, no todas las escobillas sirven para cualquier coche. Habrá que comprobar, en el propio embalaje del producto, que son válidas para el modelo concreto. 

escobillas limpiaparabrisas coche
Las escobillas del limpiaparabrisas deben cambiarse una vez al año.

Por otra parte, en muchos coches hay diferencias de tamaño entre las dos escobillas delanteras, por lo que se debe prestar atención a dónde se coloca cada una.

También se puede optar por unas gomas universales, que incluyen varias piezas de anclaje para garantizar la sujeción en cualquier turismo. De cualquier modo, como recomienda el club de automovilistas RACE, la mejor decisión será elegir un limpiaparabrisas de calidad que asegure una buena limpieza del cristal.

Cuando se hayan elegido las escobillas, estos son los dos pasos que deben seguirse para su colocación, tan sencillos como intuitivos:

  • Extraer las escobillas viejas. Con el limpiaparabrisas en posición vertical, habrá que buscar el sistema de anclaje. Algunos vehículos cuentan con un embellecedor que lo cubre y que se debe retirar. Después, bastará con presionar la pestaña o pestañas de seguridad y estirar hasta que salga la escobilla.
  • Colocar el recambio nuevo. Para poner la escobilla, el proceso es el contrario. Se debe ubicar en el sitio adecuado y presionar hasta que se oiga un clic. La operación es la misma para ambas. Como último paso, hay que comprobar que se apoyan bien sobre el parabrisas y que barren correctamente el cristal.

Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, X o Instagram

Sobre la firma

Nicole Olguín

Periodista especializada en marketing digital. Comenzó su carrera en televisión en Chile y de allí dio el salto a la prensa. En Diario As, de Prisa Media, se especializó en SEO, con la creación de contenido estratégico y optimización web, para llegar a Prisa Motor.

Más Información

slime coche limpieza
protector columnas garaje

Newsletter ElMotor

Recibe la newsletter de EL MOTOR con toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia.

Apúntate

Newsletter ElMotor

Recibe la newsletter de EL MOTOR con toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia.

Apúntate

Servicios ELMOTOR

Encuentra los mejores talleres, seguros, autoescuelas, neumáticos…

BUSCAR
Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no