Actualidad

Multa de 800 euros y cárcel por circular a 135 kilómetros por hora… y ocultarlo

Tras recibir una sanción por exceso de velocidad, el propietario de un vehículo indentificó como conductor a una persona a la que ni siquiera conocía

peores conductores

El exceso de velocidad es la segunda causa más común de los accidentes.

La infracción está castigada con 100 euros de multa (50 por pronto pago) y ni siquiera supone pérdida de puntos en el carnet, pero a su autor le va a costar 1.100 euros y una pena de cárcel. El infractor, según informan los Mossos d’Esquadra, tiene 60 años y es de nacionalidad española y vecino de Polinyà (Barcelona), y ha sido condenado por un delito de falsificación documental y otro de fraude en grado de tentativa. 

Los hechos se remontan a finales de 2013, cuando el hombre recibió una notificación del Servei Català de Trànsit por una infracción por exceso de velocidad. El vehículo circulaba a 135 km/h en el kilómetro 294,4 de la AP7, en el término municipal de Ametlla de Mar, en una vía donde el máximo permitido es de 120 km/h. El ahora condenado, propietario del coche, informó de que en el momento de la infracción el conductor era otra persona, de la que proporcionó los datos.

Y esta persona apareció en marzo de 2014, concretamente en la comisaría de Puente de Vallecas, en Madrid: denunció que alguien había usado su nombre en una sanción de tráfico. Según informó la Policía Nacional al Grupo de Investigación y Documentación (GRD) de los Mossos d’Esquadra, el hombre aseguraba que no tenía nada que ver con el vehículo ni con su dueño, y que no estaba en el lugar de los hechos en la fecha del suceso.

Localizada la multa, y tras una investigación que concluyó el 19 de marzo de 2014, los agentes del GDR determinaron que el propietario del coche sancionado era realmente el autor de la infracción, y que identificó falsamente al conductor para evitar la multa. Una decisión que a menudo toman muchos automovilistas (con personas conocidas) para no perder puntos en el carnet.

Como consecuencia de aquello, la semana pasada (el 17 de septiembre), el Juzgado de lo Penal número 2 de Sabadell sentenció al acusado a seis meses de prisión y a una multa de 800 euros por los delitos de falsificación documental e intento de fraude. Además, el acusado también tuvo que pagar en su momento 300 euros por no identificar al conductor correctamente.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no