Eléctricos

La electrificación en España sigue muy por detrás de la europea

Una cuota de mercado muy pequeña para los eléctricos y una red de recarga insuficiente y de baja potencian lastran la valoración de ANFAC.

Electrificación España

El último Barómetro de electromovilidad de la patronal de fabricantes ANFAC arroja que, con los datos de 2021, el proceso de electrificación en España avanza a un ritmo más lento del que debería, lo que hace que el país se quede bastante rezagado respecto a la media europea.

El estudio toma como referentes la penetración de los coches electrificados en el mercado, así como la expansión y calidad de la red de recarga que existe en el país, y en ambas categorías España se queda bastante rezagada.

En el primer aspecto se ha alcanzado una valoración de 45,9 puntos sobre 100 puntos, lo que supone un crecimiento de 14,3 puntos respecto al año previo. Sin embargo, la cuota de mercado de los vehículos electrificados en España ha sido solo del 8%, porcentaje muy lejano a los alcanzados por otros países europeos: Alemania (26%), Francia (18,3%) o Portugal (19,7%).

Además, esto aleja al mercado de los objetivos del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC), que busca lograr un parque de cinco millones de vehículos electrificados en 2030. Según los cálculos de ANFAC, en 2021 entre 70.000 y 80.000 unidades vendidas, pero las matriculaciones se han quedado en 65.000.

El plan también contempla la expansión de la red de recarga y su objetivo está en 340.000 puntos de recarga para 2030. Según él, el año pasado se deberían haber alcanzado los 28.240, cifra muy alejada de los 13.411 con los que se finalizó el curso, de los cuales 4.866 fueron nuevos.

Cargadores públicos

España cuenta con 0,4 puntos de recarga por cada 1.000 habitantes de población motorizable, la mitad que otros países como Alemania o Francia, que cuentan con 0,9 y 0,7 puntos, respectivamente.

Esto ha hecho que España solo haya crecido 3,5 puntos para alcanzar los 9 sobre 100, experimentando un crecimiento inferior a la media europea, que ha subido 4 y registra una puntuación de 18,1.

La puntuación en este aspecto también la lastra la calidad de la red: el 88% de la red actual de recarga pública opera con potencias iguales o inferiores a 22kW, mientras que solo 109 puntos superaban los 150 kW.

“Desde el sector de la automoción tenemos el objetivo y el compromiso pleno de alcanzar una movilidad sostenible y cero emisiones. Y la electrificación de nuestro parque automovilístico es una herramienta fundamental. Pero nos estamos quedando muy atrás”, se lamenta José López-Tafall, director general de ANFAC. “Somos conscientes de que el Gobierno tiene nuestros mismos objetivos, pero si queremos recuperar el déficit de puntos de recarga que ahora tenemos, en 2022 hemos de acelerar la implantación de medidas. Impulsar el desarrollo de puntos de recarga de acceso público ha de convertirse en una prioridad para nuestro país”, insiste

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no