Motos

Las 9 infracciones más peligrosas que se cometen en moto

La DGT se refiere a una serie de maniobras frecuentes que comprometen la seguridad vial.

Motos

La velocidad inadecuada está presente en uno de cada cuatro accidentes con víctimas.

Durante 2018 perdieron la vida en accidente de moto 211 personas en España, 31 menos que el año anterior. Una cifra, sin embargo, demasiada elevada que la Dirección General de Tráfico (DGT) pretende seguir rebajando con medidas que afectarán específicamente a este colectivo y que se irán poniendo en marcha de forma progresiva.

La responsabilidad de los propios motoristas, en todo caso, se presenta como un factor determinante en la búsqueda del objetivo de una menor siniestralidad, relacionado siempre con otros externos como el estado de la vía o el respeto del resto de los conductores hacia los colectivos más vulnerables. Es por ello que desde ‘Tráfico y Seguridad Vial’, el canal de comunicación de la DGT, han recordado las infracciones más peligrosas que suelen realizar los usuarios de motocicletas. Son las siguientes:

Adelantar sin respetar la distancia

Los motoristas deben respetar en carretera una distancia lateral mínima de 1,50 metros respecto a los vehículos que vayan a adelantar. Es el margen necesario para poder reaccionar ante maniobras inesperadas de terceros.

Revista Tráfico

Velocidad inadecuada

La velocidad inadecuada provoca el 23% de los accidentes con víctimas entre los motoristas, así como es responsable de la mitad de las sanciones que estos sufren. Si en cualquier vehículo es esencial circular a un ritmo adaptado a las condiciones de la carretera, del tráfico y dentro de las limitaciones legales, más incluso en una motocicleta expuesta a una caída de graves consecuencias.

Circular por el arcén

Los conductores de motocicletas (al igual que los de automóviles) tienen prohibido circular por los arcenes, por lo que no se pueden utilizar para evitar retenciones de tráfico, una práctica muy extendida en las carreteras españolas. Este lateral de la calzada sólo se puede utilizar cuando, a causa de una emergencia, se ruede a una velocidad anormalmente lenta y se moleste al resto de los conductores.

Revista Tráfico

Adelantar por la derecha

Adelantar por la derecha está prohibido en todas las vías interurbanas y resulta especialmente peligroso para un vehículo tan poco visible como una moto. Una maniobra frecuente entre algunos usuarios que puede traducirse en una colisión con el vehículo rebasado si pretende volver a ese carril derecho.

Revista Tráfico

Cambios de sentido prohibidos

Los cambios de sentido en la calzada sólo deben realizar en lugares que garanticen la seguridad, por mucho que la agilidad de una motocicleta pueda hacer pensar que la maniobra se puede completar en menos tiempo y espacio. Quedan prohibidos, por tanto, en cambios de rasante, zonas con poca visibilidad, curvas, túneles, autovías y autopistas.

Revista Tráfico

Iluminación escasa

Siendo un vehículo menos visible por sus dimensiones, la iluminación (anterior y posterior) de una motocicleta resulta especialmente importante. Por ello es obligatorio que lleven encendidas siempre, en cualquier horario y condiciones, el alumbrado de cruce. También resulta esencial señalizar de forma conveniente los cambios de dirección con los intermitentes.

Avanzar entre vehículos

Está prohibido avanzar entre vehículos sin la separación reglamentaria, esquivándolos y provocando una situación de peligro ante el movimiento de cualquiera de ellos. Las motos también deben circular exclusivamente por el centro de su carril, abandonándolo tan sólo para las maniobras que así lo exijan: adelantamientos, cambios de carril, giros, detenciones…

Revista Tráfico

Invadir el carril contrario

Invadir el carril contrario a la marcha para avanzar más rápidamente es una infracción grave (sancionada con 500 euros y seis puntos del carnet) que los motoristas deben evitar cometer, incluso aunque se trate de tan sólo unos metros. El tráfico frontal se puede ver afectado, creándose una situación de riesgo y de tensión para el resto de los conductores.

Revista Tráfico

Velocidad excesiva en zonas residenciales

El peligro provocado por una velocidad excesiva se hace patente de manera especial en las zonas residenciales, donde el tráfico se desarrolla muy cerca de peatones, colegios, centros comerciales, semáforos, pasos de cebra… La moto es ágil y maniobrable, por lo que puede provocar una falsa sensación de control en este entorno que se traduzca en un atropello o accidente.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no