Tecnología

Los espejos retrovisores que muestran lo que otros no pueden

El nuevo Kia Sorento cuenta con el sistema de cámaras digitales, que ofrece en la instrumentación una imagen del punto ciego al activar el intermitente.

Kia Sorento

Evita peligros al cambiar de carril o adelantar.

Por mucha atención que se presenta a la conducción, existen ciertas zonas de la carretera que, por cuestiones puramente físicas, no se pueden controlar. A ambos lados del coche hay puntos ciegos que no se aprecian ni al mirar en los retrovisores, y que pueden suponer un peligro cuando se va a producir una maniobra de adelantamiento o un cambio de carril. Sin embargo, los avances tecnológicos del mundo de la automoción llegan para ofrecer soluciones y Kia, en su nuevo Sorento, ha incorporado el denominado ‘Blind-Spot View Monitor’ (BVM).

El SUV de la marca coreana es de tamaño considerable, por lo que genera zonas muertas más grandes que en otros vehículos y, además, puede poner en mayores problemas a otros usuarios de las vías como los ciclistas o motoristas si no se percatan de su presencia. Es por ello por lo que este tipo de tecnología supone una gran ayuda.

El sistema cuenta con cámaras integradas en las carcasas de los retrovisores, de alta definición y con un gran angular, lo que proporciona una imagen más amplia que la que dan los espejos. Cuando el conductor activa uno de los intermitentes, indicando un cambio de carril o maniobra de giro, se proyecta la visión de la cámara correspondiente en el cuadro de instrumentos, que es completamente digital, ofreciendo información extra para llevar a cabo la maniobra con una mayor seguridad.

Según el lado del que se trate, reemplaza el gráfico que muestra el velocímetro o el del tacómetro, pero en ambos casos sigue mostrando la velocidad a la que circula el vehículo.

El BVM de Kia funciona en combinación con el cuadro de instrumentos digital, bautizado como ‘Supervision’, que tiene una pantalla de 12,3 pulgadas y una resolución de 1920 x 720 píxeles. Es configurable y aporta datos de navegación, notificaciones emergentes, información del sistema de sonido, etcétera.

Es un ejemplo de la dotación tecnológica del Sorento, que, según versiones, también cuenta con un asistente para evitar colisiones en el aparcamiento, un monitor de visión periférica y el sistema de sonido Bose Performance Series.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no