Actualidad

El Renault Mégane estrena versión híbrida enchufable

La novedad más importante de la actualización del modelo, que recibe algún retoque estéico, es la versión E-Tech plug-in, que puede circular hasta 50 kilómetros en modo eléctrico.

Renault Megane

A simple vista cuesta diferenciarlo del Mégane saliente.

El mercado de los coches compactos siempre ha estado competido, pero de cara a 2020 todavía lo estará más debido a los estrenos de las nuevas generaciones del Seat Leon y del Volkswagen Golf. Es pronto para un cambio generacional en el caso del Mégane, pero Renault no quiere perder ritmo y ha aprovechado para actualizarlo, destacando la incorporación de una variante híbrida enchufable como principal cambio.

Dicha versión recibe el nombre de E-Tech plug-in y utiliza un sistema de propulsión que combina un motor 1.6 atmosférico de cuatro cilindros de 91 CV con dos bloques eléctricos, uno de 72 CV y otro de 31, para desarrollar un total de 162 CV. Se alimenta de una batería de iones de litio de 9,8 kWh que le permite funcionar en modo eléctrico durante 50 kilómetros (hasta 65 si se circula solo por ciudad), alcanzando hasta 135 km/h de velocidad máxima y consiguiendo la etiqueta Cero de la DGT.

Es el aspecto que recibe los cambios más destacadas, puesto que en el resto de áreas hay que fijarse mucho para notar las diferencias.

Su imagen modifica ligeramente la calandra delantera, los faros, tanto frontales como traseros, incorporan tecnología LED desde el acabado más básico; la carrocería aumenta la paleta de colores disponibles y también se han añadido nuevos diseños de llantas.

Renault Mégane

En el habitáculo la atención se centra en la consola central, de siete pulgadas en las versiones de acceso, pero que crece de las 8,7 a las 9,3 en los superiores. Además, el sistema de infoentretenimiento R-Link deja paso al Easy Link, que mejora la compatibilidad tanto con Android Auto como con Apple CarPlay. Por último, el cuadro de instrumentos digital mide 10,2 pulgadas.

El actualizado Renault Mégane también mejora en su dotación de seguridad para llegar al nivel 2 de conducción autónoma, incorporando un sistema de control de crucero con mantenimiento activo de carril y función de atasco que opera entre 0 y 160 km/h.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no