Actualidad

Kiger, el pequeño SUV de Renault que saltará de la India al resto del mundo

Equipado con motores de 74 y 100 CV, pertenece al segmento B, disfruta de un gran maletero y tendría el precio como uno de sus puntos atractivos.

Renault Kiger

Se situaría en la gama por debajo del Captur.

En el mercado global actual, muchos coches lanzados como productos específicos para un país luego comienzan a venderse en el resto del mundo. Es el camino que va a seguir el Renault Kiger, novedad para la India de la marca francesa. En una segunda fase el modelo “se comercializará también a escala internacional”, sin concretar en qué países.

El Renault Kiger es un modelo de acceso, pensado para el segmento B, que ofrece un equilibrio entre medidas muy compactas y un interior espacioso. Tiene una longitud de tan solo 3,99 metros, pero en su interior puede dar cabida a cuatro pasajeros y ofrece un maletero de 405 litros.

Que mida menos de cuatro metros no es casual, porque en India se pagan muchos más impuestos si el coche supera esa longitud, por lo que la mayoría de fabricantes proponen modelos de tamaño recortado.

Su diseño llama la atención por su conjunto frontal, con una estilizada parrilla a la que están unidos los afinados grupos ópticos, bajo los cuales están presentes unos faros de tres cuerpos. Las defensas inferiores de plástico están muy marcadas, mientras que en el difusor trasero dispone de un refuerzo de aluminio. Por otra parte, cuenta con las habituales barras del techo, que está pintado en un color distinto del principal de la carrocería.

Este SUV dispone de una altura libre al suelo de 203 milímetros, lo que otorga al Renault Kiger margen para salir del asfalto, aunque solo estará disponible con versiones de tracción delantera. No es extraño, de todos modos, pues la tracción integral es una rara avis en el segmento.

Su oferta mecánica está formada únicamente por dos motores, un 1.0 de 74 CV de acceso y otro 1.0, pero de 100 CV, como versión superior. Ambos se asocian a una caja de cambios manual de cinco velocidades, pero el segundo puede combinarse con una automática CVT.

Sobre la segunda fase de comercialización, en la que el pequeño todocamino pasará a otros mercados, lo interesante sería su posicionamiento en Europa. Por su tamaño se situaría como el SUV de acceso del fabricante (por debajo del Captur), en competencia directa con modelos como el Ford Ecosport y el Ssangyng Tivoli. Los Seat AronaVolkswagen T-Cross, por su parte, son más grandes y sofisticados.

Uno de sus principales argumentos de compra sería un precio ajustado que, eso sí, no debería llegar a las tarifas de los Dacia para no canibalizar ventas entre marcas del grupo.

Renault Kiger


Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no