Seat León Sportstourer 1.5 TSI 130 CV: ni más, ni menos

Una versión muy equilibrada del compacto de la marca española, ideal para una utilización familiar tranquila.

Prueba Seat León Sportstourer
Sportstourer es como se denomina la carrocería familiar del Seat León.

Ante la desaparición del motor 1.5 TSI de 150 CV, que pasa a formar parte del Cupra León, el Seat León tanto en su versión cinco puertas como en esta Sportstourer, acoge la mecánica de 130 CV asociada solo a un cambio manual de seis velocidades.

Este conjunto de mecánica y carrocería familiar, se configura como una opción muy interesante para el usuario medio que busca un coche polivalente y que quiere, sobre todo, un medio de transporte sencillo, pero versátil y no carente de un buen espacio a bordo.

Interior sobrio, pero espacioso

Porque eso es casi lo que más llama la atención de esta carrocería familiar del León: su habitabilidad. Sobre todo en sus plazas traseras, donde dos adultos pueden viajar de lo más cómodo, sobre todo en lo que se refiere al espacio disponible para las piernas. Eso sí, un tercero ya va a incomodar a todos, porque no hay mucha anchura a la altura de los hombros.

Además, el túnel central obligará al tercer ocupante a poner una pierna a cada lado. A cambio, los pasajeros de esta segunda fila disfrutarán de salidas de ventilación con regulación independiente de temperatura y dos puertos USB de tipo C para cargar sus dispositivos.

Prueba Seat León Sportstourer
Detrás, el espacio para las piernas es sobresaliente. Y para las cabezas tampoco está nada mal.

Con una longitud de 4,64 metros (27 centímetros más que el León normal), una anchura de 1,80 y una altura de 1,45, también sorprende el maletero y su tremendo espacio para las maletas (más si se coloca la bandeja del piso a la altura más baja de las dos disponibles): 620 litros (240 más que el León) ampliables a nada menos que 1.600 (300 litros más) y donde cualquier equipaje o incluso varias bicicletas (tumbadas, eso sí) tendrán cabida sin problema.

Prueba Seat León Sportstourer
Con sus 620 litros sin abatir los asientos, supera en 240 al León normal.

Al volante, se aprecian acabados y materiales de buena calidad, de lo mejor que se puede encontrar en este segmento generalista, un escaloncito por debajo de algunos vehículos premium mucho más caros, pero no necesariamente mucho mejores en este sentido.

Su apariencia es sobria, cierto, pero precisamente por eso no cuesta mucho esfuerzo ni tiempo familiarizarse con el manejo de todos sus elementos. Eso sí, quizá su pantalla de infoentretenimiento (de 10 pulgadas) aglutine demasiados sistemas, como la climatización que quizá resulte más intuitiva de manejar con botones o mandos físicos.

Y es que la distracción es siempre menor en este caso, aunque no quede tan tecnológico ni su diseño sea tan limpio como el del León. Los gráficos y el software de este equipo multimedia se ven bien y funcionan rápido, pero se apagó un par de veces sin motivo alguno.

Prueba Seat León Sportstourer
El salpicadero es sobrio y en él destaca la pantalla central de 10 pulgadas.

En marcha, sin críticas y sin alardes

No hay que olvidar que esta versión es la 1.5 TSI de 130 CV, una mecánica sencilla, con turbo y cuatro cilindros eso sí, y es que en esta época de los ahorradores y minimalistas, se agradece un motor de este estilo.

Pero sin grandes alardes en ninguna de sus mediciones. No en vano, traslada un peso de casi 1.400 kilos, así que liviano, liviano, no es. Este Seat es un coche agradable de conducir y que pretende satisfacer al pasaje, no llevarle rápido de un punto a otro.

Porque ni el motor es para eso, ni la caja de cambios manual de seis velocidades que, a pesar de mostrar buen tacto, se atraganta un poco si los movimientos quieren ser muy rápidos.

Prueba Seat León Sportstourer
La orientación de este coche es claramente familiar.

Tampoco el chasis parece preparado para afrontar cambios rápidos de dirección, lo que vuelve a demostrar a las claras su orientación eminentemente familiar. Eso no significa que no sea ágil. Lo es, pero no al nivel de otras marcas generalistas de potencias similares o, ni siquiera el nivel de la carrocería normal de su homónimo, que más corto y con menos peso, se maneja mejor en carreteras reviradas.

Eso sí, la suspensión trabaja muy bien y de manera muy agradable, sin permitir bamboleos de la carrocería y tampoco grandes filtraciones al habitáculo.

Silencioso y sin grandes motivos de crítica, el motor empuja de forma lineal y tranquila, sin grandes alardes, pero tampoco con brusquedades o agujeros que hagan desesperar por la entrada de potencia. Funciona muy bien tanto en conducción relajada como en una más alegre, y mantiene, sobre todo en esta última condición, un baremo sonoro muy aceptable.

Consumo, equipamiento y costes

Lo mejor es su equilibrio entre prestaciones y consumo, ya que a ritmo tranquilo no va a superar los 6 l/100 km, que pueden subir sobre 1,5 o 2 litros en un entorno ciudadano. Lo peor: que al no llevar ninguna electrificación, ni siquiera una hibridación ligera (que el eTSI de 110 CV con cambio DSG sí la utiliza) dispone de la etiqueta C de la DGT, lo que impide el acceso a las zonas restringidas centrales de las grandes ciudades y reservadas a los vehículos con algún tipo de sistema eléctrico en su mecánica.

Prueba Seat León Sportstourer
Esta versión Sportstourer mide 27 centímetros más que el León normal (en blanco).

Esta carrocería supone la cuarta parte de las ventas del Seat León en España y, con esta motorización y el acabado Style XL, parte de un precio de 25.435 euros, incluido el descuento comercial de 3.100 euros.

Este acabado cuenta con elementos como asistente de aparcamiento automático Park Assist, climatizador de tres zonas, reposabrazos central delantero, dos USB traseros, cuadro de mandos Digital Cockpit o retrovisores exteriores plegables eléctricamente.

Por casi 2.500 euros más, el acabado FR ofrece un estilo más deportivo y algunos elementos como la cámara de visión trasera, el asistente de aparcamiento automático o el control de crucero adaptativo predictivo.

Un coche muy equilibrado para quien no busque un deportivo, no le gusten las carrocerías de tipo SUV y tenga un par de hijos que requieran ya de espacio suficiente o sea habitual a los viajes con bastante equipaje.

Sigue toda la información de EL MOTOR desde Facebook, Twitter o Instagram

Sobre la firma

Alfredo Rueda

Periodista especializado en motor desde hace más de 20 años, ha trabajado en diferentes gabinetes de prensa (Federación Española de Automovilismo o Circuito del Jarama) y medios especializados (Motor 16, Marca Motor o Auto Bild). Apasionado de coches, motos y, ahora también, de los cacharros con alas.

Más Información

Range Rover
Seat Arona renting

Archivado en

· ·  · 

Newsletter ElMotor

Recibe la newsletter de EL MOTOR con toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia.

Apúntate

Newsletter ElMotor

Recibe la newsletter de EL MOTOR con toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia.

Apúntate

Servicios ELMOTOR

Encuentra los mejores talleres, seguros, autoescuelas, neumáticos…

BUSCAR
Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no