Actualidad

El renovado Opel Grandland ya tiene precio: desde 28.000 euros

El ‘crossover’ familiar se ofrece con motores de gasolina y diésel de 130 CV y con versiones híbridas enchufables de hasta 300 CV.

Opel Grandland

Los cambios estéticos del Opel Grandland son evidentes en su frontal.

Presentado en junio, el renovado Opel Grandland abre sus pedidos en España con un precio que arranca en 28.070 euros para las versiones convencionales (sin descuentos) y parte de 44.050 euros en el caso de las variantes híbridas enchufables, a lo que se podrán restar las ayudas del Plan Moves III.

El cambio de imagen del Opel es palpable, sobre todo en el frontal: abandona la pequeña parrilla con forma de diamante que lucía hasta ahora para incorporar el Opel Vizor, creando un conjunto negro que se extiende hasta incluir los grupos ópticos, más afilados y que además cuentan con el sistema Intelli-Lux LED Pixel.

En el habitáculo, que cuenta con asientos ergonómicos, la mayor novedad es el Opel Pure Panel, un nuevo formato para el puesto de conducción que combina un cuadro de instrumentos digital de siete pulgadas con una pantalla de similar tamaño, aunque opcionalmente pueden llegar a ser de 12 y 10 pulgadas, respectivamente.

El sistema multimedia del Opel Grandland es compatible con Android Auto y Apple CarPlay, a lo que se añade una zona de carga inalámbrica en la consola central. El portón del maletero, por otra parte, es eléctrico.

Su dotación de seguridad de serie es de lo más completa. Todas sus versiones cuentan con frenado automático de emergencia y detección de peatones, asistente de mantenimiento de carril, reconocimiento de señales de tráfico y alerta por somnolencia. También incluyen control de crucero con limitador de velocidad, sensores de aparcamiento delanteros y traseros, asistente de aparcamiento automático, cámara de marcha atrás y sistema de advertencia de los puntos ciegos.

Los motores del nuevo Opel Grandland

La gama de motores del Grandland está formada por un motor de gasolina, uno diésel y dos alternativas híbridas enchufables.

El de gasolina es un bloque 1.2 turbo tricilíndrico de 130 CV y 230 Nm de par, con cambio manual de seis velocidades o automático de ocho. El de gasóleo es el 1.5 tetracilíndrico de 130 CV y 300 Nm, exclusivamente con transmisión automática de ocho marchas.

El Opel Grandland Hybrid, por su parte, combina un propulsor de gasolina 1.6 de 180 CV con un bloque eléctrico de 110 para conseguir una potencia conjunta de 224 CV y un par máximo de 360 Nm. Es tracción delantera, dispone de una batería de 13,2 kWh y puede circular hasta 64 kilómetros en modo eléctrico.

La gama la cierra por arriba el Opel Grandland Hybrid4, que cuenta también con la etiqueta Cero de la DGT. Esta versión suma un motor térmico 1.6 de 200 CV y dos eléctricos, uno de 110 CV delante y otro de 113 CV detrás. Con ellos consigue un rendimiento combinado de 300 CV y 520 Nm, así como tracción integral. Emplea una batería de idéntica capacidad que la versión anterior y su rango eléctrico es de 65 kilómetros.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no