Pruebas

La Volkswagen Multivan planta cara a los SUV de siete plazas

Dinámica, modulable y ahora electrificada, su séptima generación llegará en enero incluyendo versión híbrida enchufable PHEV desde 48.700 euros (con descuentos).

VW Multivan

El diseño exterior de la VW Multivan adelanta que se trata de un vehículo renovado por completo. / VW

La polivalente Volkswagen Multivan tiene sus orígenes en los años 50, cuando su legendaria predecesora Bulli se ganó la confianza tanto de profesionales como de padres de familia numerosa o surferos bohemios. Ahora evoluciona y se moderniza para ofrecer una alternativa a tener en cuenta frente a los SUV familiares de siete plazas.  

Ahora llega su séptima generación, que es mucho más tecnológica e incorpora en su gama una mecánica de etiqueta cero de última generación. El nuevo Multivan se ha desarrollado sobre la plataforma transversal MQB, común en sus diferentes configuraciones a numerosos modelos punteros del Grupo Volkswagen, como por ejemplo los Audi Q2, Seat Tarraco o Skoda Superb.

Y fiel a sus planteamientos de versatilidad y máximo aprovechamiento, su diseño se inspira en las formas de sus predecesores, pero cambia sus proporciones porque ahora es 43 milímetros más bajo y 37 más ancho acentuando el dinamismo de su aspecto.

Y se ofrece en dos formatos, uno más corto (4,97 metros) y otro largo (5,17) para agrandar la capacidad del maletero desde los 469 litros hasta 763. Pero desmontando todos los asientos de las filas posteriores, el espacio de carga disponible puede llegar a 3.672 y 4.005 litros, respectivamente.

Asientos modulables y desmontables

En el interior los cambios son más evidentes, con un escenario de aspecto muy tecnológico y que facilita la conducción al agrupar los mandos e instrumentos de forma ergonómica y accesible. Dispone de un panel de control táctil para las luces, volante de cuero multifunción con levas de cambio de marchas, cuadro de instrumentos digital con la opción de proyectar los datos en el parabrisas (HUD), selector de cambio y freno de mano eléctrico integrado en el salpicadero y, en el centro, una pantalla táctil multifunción de 10 pulgadas.

Detrás, los cinco asientos individuales, que ahora son 25% más ligeros, se pueden modular y desmontar con mucha facilidad gracias a un nuevo sistema de rieles. Y para facilitar el acceso las puertas correderas laterales y el portón trasero son de apertura eléctrica y pueden accionarse mediante control gestual (Easy Open&Close).

En cuanto a la oferta mecánica, el Multivan llegará en enero con dos motores de gasolina, 1.5 TSI de 136 CV (desde 46.160 euros) y 2.0 TSI de 294 CV (49.100) con consumos medios respectivos a partir de 6.6 y 7,6 L/100 kilómetros (NEDC). Pero la gran novedad es un motor híbrido enchufable PHEV y etiqueta Cero 1.4 eHybrid que rinde 218 CV (51.290 euros y 48.700 con el descuento del Plan Moves III).

Además, en primavera se sumará otra versión diésel 2.0 TDI de 150 CV (desde 50.950 euros). Y todos los motores son de tracción delantera y llevan un cambio automático DSG de doble embrague, de seis marchas para la versión PHEV y de siete para el resto.

Opción con etiqueta Cero

En la primera toma de contacto se pudieron probar las motorizaciones de gasolina y la híbrida enchufable. En cuanto a las primeras, el motor pequeño 1.5 TSI de 136 CV destaca por su suavidad y sorprende por sus buenas respuestas, aunque si se quiere viajar frecuentemente con la Multivan a plena carga por carretera, el 2.0 TSI de 204 CV será más aconsejable para mantener buenas medias.

En el caso del eHybrid, combina un motor de gasolina 1.4 TSI con otro eléctrico que suman 218 CV y que, gracias a la batería de 10,4 kWh puede recorrer hasta 50 kilómetros (WLTP) sin arrancar el motor térmico. En el recorrido de prueba por carreteras comarcales confirmó esos datos y ajustó el consumo de gasolina en los primeros 100 kilómetros al mismo que declara oficialmente: 1,5 litros.

También destacan las mejoras dinámicas, demostrando en todo tipo de carreteras, secas o mojadas, un aplomo y una seguridad mucho más cercanas a las de un turismo que a las de un vehículo comercial. La Multivan se conduce muy fácilmente gracias a la consistencia dinámica de su chasis y al cambio automático, de irreprochable funcionamiento.

Equipamiento de seguridad

En cuanto a los avanzados equipamientos de seguridad que se incorporan al nuevo Multivan despunta la conducción semiautónoma IQ Drive Travel Assist, que reúne hasta 20 sistemas de ayuda y que permanece activa desde 0 hasta 210 km/h.

Entre sus principales funciones destacan el control de crucero adaptativo, el mantenimiento automático de carril, frenada automática con detección de peatones y ciclistas, evasión automática de obstáculos, asistente de giro, proyección dinámica de señales de tráfico y el dispositivo Car2X que conecta con otros vehículos para avisar y evitar posibles peligros.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no