Los seis primeros meses del año dejan, para bien, una idea en el aire: el mercado del automóvil se mueve. En lo que va de 2018 se han entregado 734.649 turismos y todoterrenos, lo cual, puesto en perspectiva, quiere decir que las ventas han crecido un 10,1% respecto al mismo periodo de 2017. La tendencia es mejor de lo que se esperaba y en general en el sector hay buenas sensaciones, pero también es cierto que en los matices se dibujan algunas sombras.

Por ejemplo, y por pedir, fabricantes, vendedores y concesionarios preferiría que el canal de particulares fuera algo más pujante: el incremento de enero a junio, respecto al año anterior, fue del 9,3%, mientras que en el canal de empresas el crecimiento ascendió al 15,3%. En el caso de las alquiladoras, la subida se quedó en el 6%.

De las cifras facilitadas por la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac) se sacan otras conclusiones llamativas. Una de ellas es la caída pronunciada del diésel, que en 2017 representó el 48,3% de las ventas y en el primer semestre de 2018, un 37%. Una fuga de compradores huyeron principalmente hacia los modelos de gasolina, con una cuota de mercado acumulada del 57,2% (frente al 46,6% de 2017). Los eléctricos e híbridos, sin embargo, crecieron solo moderadamente, pasando de un 5,1% al 5,8%.

Más en detalle, las ventas vuelven a favorecer a los SUV, como indica la tendencia de los últimos años. En lo que va de 2018, este segmento ha copado el 39,2% de las matriculaciones, frente al 35,6% que representó en el conjunto de 2017. Y aunque los modelos más demandados son todavía los de tamaño medio (gracias al enorme impulso del Nissan Qashqai, en buena medida), los SUV pequeños muestran una capacidad de crecimiento superior: los Seat Arona, Peugeot 2008 y Renault Captur se venden bastante mejor que sus hermanos mayores.

Entre las marcas con mejores datos de los seis primeros meses sobresalen Seat, Volkswagen y Peugeot, con crecimientos respectivos del 17,2%, 17% y 17,4%, así como la caída de Opel (-5,8%). Nissan desaparece de la lista de las 10 más vendidas y en su lugar entra Fiat, con el 500 como gran estandarte.

LAS MARCAS CON MÁS ÉXITO

MARCA VENTAS
Seat 62.442 unidades
Volkswagen 59.713 unidades
Peugeot 54.868 unidades
Renault 53.060 unidades
Opel 49.332 unidades
Citroën 39.609 unidades
Toyota 38.557 unidades
Fiat 35.893 unidades
Kia 35.338 unidades
Ford 34.334 unidades