Eléctricos

Toyota acelera su estrategia de sostenibilidad ambiental

Reducirá la polución asociada a todos sus procesos para alcanzar la neutralidad en emisiones de CO2 en 2035.

Toyota

La gama electrificada de la marca japonesa. / Toyota

Toyota ha actualizado hoy, en un foro internacional sobre sostenibilidad, su estrategia para alcanzar la neutralidad ambiental y contribuir a la reducción de las emisiones y la salud del planeta. Algunas de sus medidas suponen una aceleración de sus medidas para alcanzar los objetivos con antelación a lo previsto.

Además, ha comunicado también su política de responsabilidad social corporativa, que tiene como pilares principales la innovación sostenible, la calidad de sus empleos y el apoyo a la diversidad y la sociedad inclusiva.

La marca japonesa fue la pionera en lanzar vehículos híbridos y lleva ya 25 años ofreciendo esta tecnología, con unas ventas totales de 18 millones de unidades con apoyo eléctrico. Algo de lo que se felicita su presidente, Akio Toyoda: “Estoy orgulloso de lo que hemos hecho y contribuido hasta ahora, pero creo que Toyota puede hacer más. Ahora más que nunca como sociedad global necesitamos trabajar juntos y crear nuevas posibilidades para nuestro futuro colectivo. Nuestro sueño es ofrecer a la humanidad una sociedad que les permita vivir y ser felices”. 

Toyota concentra sus objetivos 2050 en seis puntos:

1. Nuevos modelos Emisiones Zero de C02.

2. Emisiones Cero de C02 duarnte en todo el ciclo de vida de sus productos.

3. Plantas de fabricación con Emisiones Zero.

4. Optimización y minimización del consumo de agua.

5. Trabajar en una sociedad y unos procesos basados en el reciclaje.

6. Establecer una sociedad del futuro basada en la armonía con la naturaleza.

La marca japonesa acelerará los lanzamientos de modelos 100% eléctricos con el objetivo de alcanzar unas ventas de ocho millones de unidades anuales de modelos electrificados. El objetivo para 2030 es lograr que el 50% de sus ventas sean enchufables, con dos millones de eléctricos puros (EV), otros dos millones de híbridos enchufables (PHEV), y el 50% restante de híbridos completos como los actuales (HEV).

En lo que se refiere al proceso de producción y las fábricas, se espera acelerar a 2035 la neutralidad ambiental, sin emisiones de C02, 15 años antes de lo previsto. Para lograrlo, Toyota aplicará las investigaciones de su Centro de Desarrollo de Ingeniería Avanzada para crear nuevos vehículos eléctricos, baterías, energías renovables y combustibles alternativos.

Camiones y autobuses de hidrógeno

En lo que se refiere al despliegue de la movilidad del hidrógeno, se espera empezar a aplicarlo primero en vehículos pesados. Así lo declaró Matt Harrison, Presidente de Toyota Europa: “Vemos un rápido desarrollo en como camiones y autobuses, pero también en trenes y barcos. Y en una segunda fase, dentro de 10 o 20 años cuando la producción de energías renovables sea masiva y permita almacenar el hidrógeno como combustible, se podrá popularizar su uso en turismos y coches familiares”.

La marca espera que la próxima generación del Mirai, su berlina de hidrógeno, que podría llegar en 2027, tenga ya precios competitivos frente a los modelos equivalentes en tamaño.

Por último, Toyota apoyará la diversidad y la sociedad inclusiva con diferentes iniciativas. Destaca el apoyo a las start up que trabajen en soluciones tecnológicas que contribuyan a la igualdad, especialmente para ayudar a resolver la movilidad de personas con discapacidades. 

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no