Pruebas

Comparativa: ¿cuál es el mejor SUV familiar de tamaño medio?

Peugeot 5008, Seat Tarraco, Hyundai Santa Fe y Nissan X-Trail: cuatro todocaminos con motor turbodiésel, cambio automático y siete plazas para cumplir como primer coche familiar.

SUV de tamaño medio

De izquierda a derecha, Hyundai Santa Fe, Seat Tarraco, Peugeot 5008 y Nissan X-Trail. / ENRIQUE BROOKING

La silueta de los SUV de tamaño medio, con siete plazas para cumplir como primer coche de la casa. Y con motores turbodiésel para mover un peso elevado sin que se disparen los consumos, cambios automáticos a la última y tracción 4×4 —salvo el Peugeot— para poder circular en caminos de  tierra o carreteras con nieve. Es el retrato robot del coche idóneo para una familia con un par de hijos o más. Y lo que proponen los cuatro modelos de esta comparativa en la que se impone el Peugeot 5008, el más práctico y asequible.

En pocas palabras

• El Peugeot 5008 viste su carrocería monovolumen con elementos que acercan su imagen a la de los SUV, como un frontal contundente, suspensión más alta y unas vistosas protecciones inferiores. Pero mantiene el portón trasero vertical y la versatilidad de estos familiares tipo Renault Espace, con siete asientos individuales y los tres de la segunda fila iguales, lo que amplía su funcionalidad para repartir el espacio entre pasajeros y equipaje. Además, como no incluye tracción 4×4, es el más ligero, lo que, aparte de reducir costes, le permite ofrecer mejores prestaciones y consumos, con hasta dos litros de ventaja sobre el Hyundai en la prueba. En cambio, viene menos equipado de serie, también en seguridad. Se vende con dos motores de gasolina (desde 31.150 y 35.520 euros) y dos turbodiésel, todos de 130 y 180 CV (a partir de 32.450 y 41.150).

El Seat Tarraco es segundo y destaca también por su equilibrio. Aporta una imagen sólida, la conducción ágil y dinámica que distingue a la marca española, y las mejores prestaciones y consumos detrás del 5008. Y aunque cuesta 2.500 euros más, añade un completo equipo de serie, el mejor en seguridad. Se vende con dos motores de gasolina (desde 32.650 y 43.550 euros) y dos turbodiésel (a partir de 33.950 y 43.830), todos de 150 y 190 CV.

• El nuevo Hyundai Santa Fe y el más veterano Nissan X-Trail igualan en el tercer puesto. El coreano tiene una imagen con más presencia, un interior elegante y un confort de marcha notable. Pero le penaliza el peso, que le hace consumir más que sus rivales, y sobre todo el precio: cuesta casi 10.000 euros más que el Peugeot y el Nissan. Y aunque viene muy equipado y con la mejor garantía —cinco años sin límite de kilómetros—, no lo justifica. Se vende con un motor de gasolina de 185 CV (desde 45.100 euros) y dos turbodiésel de 150 y 200 CV (36.900 y 40.900).

• El Nissan X-Trail es también un SUV muy completo y hasta este año el superventas en España en su tamaño. Tiene una imagen con estilo propio, un interior correcto y una suspensión más elevada y la mejor tracción 4×4 para circular fuera del asfalto. Y cuesta lo mismo que el Peugeot, pero con el equipo de serie más generoso. También es el que lleva más años a la venta y ofrece un interior y un tacto menos refinados y consistentes, aunque, como cumple igual, puede ser la compra más inteligente. Se vende con un motor de gasolina y 163 CV (desde 26.300 euros) y dos turbodiésel de 130 y 177 CV (a partir de 27.950 y 33.100).


Análisis completo

• CONDUCCIÓN

Cuatro SUV grandes, todos turbodiésel. El Nissan, el Peugeot y el Seat llevan motores de 2.0 litros, con 177, 180 y 190 CV, respectivamente, y el Hyundai equipa un 2.2 de 200 CV. Pero las mayores diferencias son los cambios automáticos, con ventaja del Tarraco, que equipa uno de doble embrague y siete velocidades, más rápido e instantáneo. El 5008 y el Santa Fe llevan un automático clásico de convertidor con ocho marchas, y el X-Trail reúne elementos de este último con el sistema de variador continuo, similar al de los escúteres. Además, todos menos el Nissan llevan levas en el volante y salvo el Peugeot, que es tracción delantera, son 4×4. ⇒ Más información

CONSUMOS Y EMISIONES

El Peugeot ha gastado menos en la prueba, en parte por no ser 4×4: apenas 6,5 litros a ritmos suaves y en torno a 8 en ciudad y estirando las marchas. El Seat ha consumido un litro más, y el Nissan, 1,5 más en iguales condiciones. El Hyundai acusa el peso y sube a 8,5 en conducción suave y 10 en ciudad y a ritmos alegres. El tamaño, el peso y la tracción 4×4 aumentan las emisiones, pero el Peugeot, que es tracción delantera, se queda en solo 129 g/km. El Seat sube a 147 g/km, y tanto el Nissan, con 162 g/km, como el Hyundai, con 165 g/km, saltan el escalón de 160 g/km y pagan más impuesto de matriculación.

VIDA A BORDO

Todos incluyen siete plazas (2+3+2), con la segunda fila regulable en longitud y los respaldos reclinables, y la tercera plegable bajo el maletero. Ofrecen dos asientos cómodos delante, aunque los del Peugeot son más pequeños y menos ergonómicos. Pero tiene la mejor segunda fila, con tres plazas iguales e independientes, frente al reparto 60/40 de sus rivales, que las integran en dos bloques, con la del centro más pequeña e incómoda que las de los lados. ⇒ Más información

AL DETALLE

Peugeot 5008. Siete plazas individuales
Seat Tarraco. Ágil, práctico y algo austero
Hyundai Santa Fe. Grande, pero desaprovechado
Nissan X-Trail. Campero y bien equipado. ⇒ Más información

IMAGEN Y DISEÑO

Todos tienen frontales altos y robustos con mucha presencia, pero el Hyundai es algo más grande y parece un coche superior. El Peugeot es en realidad un monovolumen con la suspensión alta de los SUV, pero tiene un diseño moderno y detalles vanguardistas, como las láminas de la rejilla, las protecciones inferiores metalizadas o los pilotos traseros. El Seat es más sobrio, pero estrena la nueva parrilla hexagonal y unos faros a la última. Y el Nissan adopta una parrilla en forma de V que realza su carácter, pero el lateral es muy plano. ⇒ Más información

PRECIOS Y EQUIPAMIENTO

Los precios son altos, pero acordes con su tamaño y mecánicas. El más asequible es el Peugeot, 41.150 euros con el descuento del mes (sin incluir rebajas por financiación, entrega de coche usado…). Le siguen el Nissan, con 41.250 (100 euros más), y el Seat, que acaba de salir, con 43.600. Y el Hyundai es el más caro: 51.300 euros. ⇒ Más información

CONCLUSIÓN

El Peugeot 5008 domina porque es más práctico y económico: tiene los asientos individuales de los monovolúmenes y el precio más asequible, aunque viene menos equipado y sin tracción 4×4. Y al ser más ligero, corre más y gasta menos. El Seat Tarraco es segundo y ofrece un buen equilibrio de conjunto, con reacciones ágiles y un buen equipo de serie, sobre todo en seguridad. Pero cuesta 2.500 euros más. Por detrás, el Hyundai y el Nissan empatan. El Santa Fe reúne la imagen y presencia de un coche más grande, y lo transmite con una calidad de conducción y un confort muy logrados. Pero su mayor peso penaliza las prestaciones y consumos, y es el más caro con diferencia, aunque está bien equipado. El X-Trail, en cambio, es tan barato como el 5008 y el más completo de serie, pero acusa los años con un interior menos vistoso y peor insonorizado.
Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no