Pruebas

Retrovisores digitales y otras bondades del renovado Lexus ES

El ES 2021 mantiene un gran nivel de confort y consumos reducidos, y estrena ahora nuevos equipamientos electrónicos a la última.

Lexus ES

Los retrovisores digitales se asocian en exclusiva al acabado superior del Lexus ES

Para los conductores europeos es prácticamente un recién llegado (se estrenó en el Viejo Continente en 2018), pero el Lexus ES lleva en el mercado desde 1989 y ha pasado ya por siete generaciones. Se trata pues de un modelo que la marca ha evolucionado y perfeccionado con el paso del tiempo, puliendo su concepto como berlina media premium.

Se postula como un vehículo con capacidades para destacar tanto en carretera abierta como en entornos urbanos, sorprendiendo además por su comportamiento en tramos más revirados.

Calidad e insonorización ‘premium’

Muy a menudo se ha mencionado Lexus como una alternativa a las marcas alemanas de primer nivel, discurso que debería dar paso al hecho de que ya es una opción principal por derecho propio.

Todos los modelos de la compañía tienen un diseño distintivo, que a partir de este mismo año sufrirá una nueva evolución. En el Lexus ES queda más que patente gracias a la gran parrilla delantera, los afilados grupos ópticos y el incisivo conjunto frontal. Pese a rozar los cinco metros de largo (4,9 metros), transmite una imagen atlética y deportiva, pero a la par elegante, una de las claves presentes también en su habitáculo.

Lexus ES

Y es que en el interior se encuentran materiales de primera calidad, que, en función del nivel de acabado, pueden llegar a ser superiores (como es el caso de las molduras de madera o la tapicería de cuero semianilina del Luxury). Es lo esperado en el segmento al que pertenece, pero lo que llama la atención en el interior son otros aspectos.

El primero es lo espacioso que resulta, tanto en las plazas delanteras como en las traseras, con hueco más que suficiente para las piernas, los hombros y la cabeza. El segundo es el gran nivel de insonorización, que obedece a dos razones: por un lado, se ha trabajado el aislamiento acústico del habitáculo, ocupando el 93% del suelo con materiales específicos para las vibraciones propias de los híbridos; y, por otro, el sistema de propulsión tiene una rumorosidad realmente baja. Este se hace notar solo en los momentos de mayor demanda del motor térmico, por lo que el poco ruido que se percibe por norma general es el del viento.

Retrovisores digitales

Sin duda se trata de la novedad más llamativa del Lexus ES, una tecnología que solo utilizan dos modelos en el mercado (Audi e-tron y Honda e) y que la marca deja en el aire si se extenderá a otros vehículos de su gama.

Este sistema reemplaza los retrovisores convencionales por dos cámaras (optimizando la aerodinámica y reduciendo la rumorosidad producida por el viento) que proyectan las imágenes en sendas pantallas interiores de cinco pulgadas cada una. La ubicación de estas últimas es un aspecto que da quebraderos de cabeza a las marcas, puesto que su integración en el habitáculo no es fácil, y que Lexus ha resuelto situándolas, en forma flotante, en la base de los pilares A.

La posición es relativamente intuitiva, puesto que se encuentra en el camino que la mirada sigue de manera natural hacia el retrovisor tradicional, pero es algo a lo que todavía cuesta acostumbrarse.

Lexus ES

Respecto a las ventajas, las más importantes son dos. Por un lado, cuenta con una función antidestellos que atenúa el haz de luz de los vehículos que vienen por detrás, evitando el deslumbramiento. Por otro, las cámaras hacen zoom y varían la perspectiva para adaptarse a la situación: por ejemplo, abren el plano si se detecta un coche en el ángulo muerto o enfocan hacia abajo durante una maniobra de estacionamiento.

Eso sí, por el momento se trata de un elemento bastante exclusivo, pues solo se ofrece integrado en el nivel de equipamiento más alto de la gama, el Luxury. La compañía espera ver la recepción de los clientes para evaluar ampliar su oferta en un futuro.

Eficiencia, confort… y pegada

El Lexus ES solo se comercializa en España con una motorización, el ES300h híbrido, cuyo sistema de propulsión desarrolla 218 CV de potencia. Homologa un consumo de 5,2 litros cada 100 kilómetros, así como unas emisiones de CO2 de 119 g/km, anunciando además una aceleración de 0 a 100 km/h en 8,9 segundos.

Al ponerse al volante hay que ser consciente de que una berlina de este tamaño y peso (1.680 kilos) tiene como principal objetivo los desplazamientos largos con el mayor nivel de confort y el menor gasto de combustible posibles.

A pesar de que puede circular por ciudad con las ventajas de su etiqueta Eco, el Lexus ES es un devorakilómetros y cumple la función con creces. En el tramo de autopista en el que se desarrolló la prueba, a velocidad de crucero, demostró ser un vehículo realmente silencioso del que destaca el comportamiento de la suspensión, que ha sido mejorada con una nueva válvula de ultrabaja frecuencia para minimizar todavía más los rebotes. La berlina filtra cualquier tipo de irregularidad haciendo que sea prácticamente imperceptible, algo que también se aprecia notablemente en las zonas urbanas al pasar por badenes y resaltos.

Lexus ES

Además, de las tres zonas en las que se divide su tacómetro (Charge, ECO y Power), excepto en acelerones repentinos, suele estar siempre en la segunda, lo que combinado con el modo de conducción ECO hizo que el consumo fuera de menos de 6 litros cada 100 kilómetros. Posteriormente, en una ruta de montaña mixta, que combinaba carreteras urbanas e interurbanas, el resultado siguió siendo bastante bueno, marcando 6,4 litros cada 100 kilómetros. Eso sí, hay que señalar que el recorrido no fue lo suficientemente largo como para tomar los datos como una referencia inamovible.

Siendo lo comentado su principal enfoque, sorprende para bien la respuesta que tiene en carreteras reviradas. Activando el modo de conducción Sport, es palpable cómo se endurece la dirección, permitiendo un guiado más preciso. También cambia la respuesta de las suspensiones que, sin dejar de ser cómodas, consiguen un gran aplomo en las curvas, con buenos apoyos y sin apenas balanceos de la carrocería. A esto hay que sumar que la entrega de potencia es todavía más rápida en este modo, estando los 218 CV a disposición del pie derecho. El inconveniente, claro está, es el aumento de consumo medio.

Precios del Lexus ES

El actualizado Lexus ES ya está disponible y los precios de su gama completa son estos:

  • Eco: 47.900 euros
  • Premium: 52.900 euros (44.200 euros con financiación o desde 499 €/mes en modalidad de renting)
  • F Sport: 66.700 euros
  • Luxury: 72.200 euros
Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no