Pruebas

La deportividad del Cupra Formentor, ahora con enchufe  

Las dos variantes e-Hybrid del SUV español rinden 204 CV y 245 CV, cuestan 38.640 y 45.350 euros y ofrecen 59 kilómetros de autonomía.

Cupra Formentor e-Hybrid

El Formentor híbrido enchufable ofrece casi 60 kilómetros de alcance eléctrico.

El Cupra Formentor, el SUV más deportivo y deseado de los últimos tiempos, sigue desplegando su gama, y tras la versión básica de gasolina y 150 CV, llegan ahora dos mecánicas híbridas enchufables. Se denominan e-Hybrid y comparten los dos motores –el 1.4 de gasolina de 150 CV y el eléctrico, de 115 CV–, el cambio automático DSG de seis marchas y el módulo de baterías de 13 kWh.

Ambas variantes ofrecen hasta 59 kilómetros de autonomía eléctrica, pero se diferencian en la gestión electrónica, por lo que sus potencias son diferentes: rinden 204 y 245 CV, respectivamente. Y se venden desde 38.640 y 45.350 euros.

A la espera de los nuevos planes de ayudas del Gobierno, tienen 1.000 euros de descuento y 1.000 más si se entrega un coche usado, lo que las deja en 36.640 y 43.350 euros, respectivamente.

La deportividad del Formentor

Las nuevas versiones híbridas enchufables del SUV español mantienen el tacto y las sensaciones deportivas del Cupra Formentor, pero son algo más pesadas: 1.681 y 1.704 kilos, es decir, 218 y 241 más que la versión básica con motor 1.5 de gasolina y cambio DSG (1.463 kilos). En cambio, rinden decir 54 CV y 95 CV más que la variante más asequible del modelo. Y al final pesan solo 37 y 60 kilos más que el Formentor VZ más potente, de 310 CV.

Esta relación entre el peso y la potencia es clave para conservar la respuesta ágil y deportiva que se espera de los Cupra. Y permite a las dos variantes enchufables ofrecer prestaciones superiores a las de la versión básica: 205 y 210 km/h de velocidad punta y 7,8 y 7 segundos para acelerar de 0 a 100 km/h, frente a 203 y 8,9 en el Formentor de 150 CV y cambio DSG7. El Cupra Formentor VZ de 310 CV llega a 250 km/h y acelera de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos.

Hasta 59 kilómetros de autonomía

Pero la ventaja de los enchufables (que puede compensar en parte su sobreprecio) es la autonomía eléctrica, que aparte de otorgarles la etiqueta Cero de la DGT, les permite recorrer hasta 59 kilómetros en modo eléctrico sin contaminar y con un coste de 0,50 a 1,5 euros los 100 kilómetros, en función de la tarifa eléctrica que se contrate.

Así, la versión de 204 CV homologa entre 53 y 59 kilómetros de rango de uso, según el equipamiento, y la variante más potente de 245 CV baja a entre 52 y 55 kilómetros. Estas cifras les permiten ofrecer unos consumos de 1,2 a 1,4 litros y de 1,4 a 1,6 litros en los primeros 100 kilómetros, respectivamente, homologados siempre con el ciclo WLTP. Y equivalen a unas emisiones de 14,7 a 15,7 g/km y 15,7 a 16,1 g /km.

SEAT Cupra Formentor e-Hybrid

Un maletero algo más pequeño

Los Cupra Formentor e-Hybrid ofrecen la misma habitabilidad que sus hermanos y destacan también por la amplitud y altura interior de las plazas traseras. Y tienen un maletero de 345 litros, 105 menos que la versión básica de 150 CV y 75 menos que el VZ de 310 CV con tracción 4Drive.

Buen equipo de serie

El equipo de serie es otro punto fuerte de los Cupra Formentor e-Hybrid, que vienen muy completos, con climatizador trizona, llantas de aleación 18 pulgadas, faros Full LED, cuadro de instrumentos digital, control de crucero ACC, acceso sin llave y otros detalles ya desde la versión de 204 CV.

Y la superior de 245 CV añade llantas de 19 pulgadas, asientos Bucket de competición, navegador con conexión a Internet y pantalla de 12 pulgadas, así como portón trasero eléctrico, cámara de aparcamiento y otros elementos. Todos estos extras se incluyen en el paquete Tech, que está disponible para completar la versión inferior de 204 CV por 1.300 euros. Y se queda en solo 300 euros aprovechando la oferta de lanzamiento.

Cupra Formentor

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no