Eléctricos

El Escarabajo clásico renace como coche eléctrico

El Beetle utiliza la misma mecánica que el VW e-Up!, con 82 CV y una batería de 36,8 kWh que le otorga 200 kilómetros de autonomía.

Escarabajo eléctrico

Escarabajo eléctrico: imagen retro combinada con una mecánica de cero emisiones.

Junto a los coches eléctricos de nueva hornada, no son pocos los fabricantes que ven en las nuevas mecánicas de cero emisiones una manera original de devolver a la vida a algunos de sus modelos clásicos. Algunos optan por crear series limitadas  de continuación, y otros, como Volkswagen, lanzan kits de conversión para que los dueños de sus vehículos antiguos puedan transformarlos en eléctricos puros.

Su primer trabajo es para el Volkswagen Beetle, que gracias a la colaboración de Volkswagen Group Components y eClassics ahora puede montar la mecánica del Volkswagen e-Up! Esto implica la presencia de un motor de 82 CV, asociado a una caja de cambios de una sola marcha y a una batería de 36,8 kWh de capacidad.

Gracias a ello, y a su peso de 1.280 kilos, es capaz de acelerar de 0 a 50 km/h en menos de cuatro segundos y de alcanzar una velocidad máxima de 150 km/h. La batería le confiere una autonomía de 200 kilómetros, pero gracias a los sistemas de carga rápida puede añadir otros 150 kilómetros de alcance en una hora.

Escarabajo eléctrico

Tomas Schmall, miembro del Consejo de Administración de Volkswagen Group Components, señala que “el Beetle electrificado combina el encanto de nuestros coches clásicos con la movilidad del futuro”, y apunta que “también ofrecemos a los propietarios del Escarabajo una solución de conversión profesional, utilizando piezas de producción de la más alta calidad”.

Escarabajo eléctrico

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no