Pruebas

Kia Sorento PHEV, una alternativa casi única en el mercado

El SUV coreano propone una combinación de gran tamaño, siete plazas y mecánica híbrida enchufable que pocos modelos ofrecen.

Kia Sorento PHEV

El Kia Sorento PHEV está disponible (incluyendo descuentos) desde 45.500 euros.

El Kia Sorento PHEV ofrece lo que muy pocos hacen: espacio muy generoso y etiqueta Cero. Los vehículos de siete plazas son un grupo minoritario dentro del mercado, enfocado a aquellos compradores que necesiten bien mucho espacio, bien transportar a un gran número de personas.

Y en formato SUV el cerco se estrecha un poco más, y si a la fórmula se añade un sistema de propulsión híbrida enchufable la oferta es realmente escasa. De hecho, está formada principalmente por modelos premium, como el Volvo XC90 y parte de la gama Land Rover, y solo dos representantes entre las marcas generalistas, el Ford Explorer y este Sorento.

El todocamino coreano, cuya cuarta generación desembarcó a finales de 2020, suma por primera vez una variante PHEV a su gama, que además aspira a triunfar en España. Kia calcula que supondrá el 37% de las unidades matriculadas, frente al 50% de la híbrida y el 13% de la versión diésel.

La estimación tiene lógica viendo la evolución del segmento de los SUV grandes, en el que la electrificación pasó de suponer el 16% en 2019 al 27% en 2020, aumentando sus cifras de ventas totales en un mercado en clara recesión.

Autonomía eléctrica y consumo

Uno de los puntos clave del Kia Sorento PHEV es su capacidad de circular en modo 100% eléctrico gracias a su batería de 13,8 kWh. Homologa una autonomía de 57 kilómetros y un consumo de solo 1,58 litros en los primeros 100 kilómetros recorridos, partiendo con la batería llena. En la prueba no fue posible comprobar el rango de uso real, ya que la unidad del test tenía la carga algo por debajo del 50%.

Con este condicionante, se optó por el modo híbrido, que alterna entre eléctrico puro y PHEV por sí mismo en función del tipo de conducción. Tras una ruta que combinó autopista y carreras secundarias, cruzando solo entornos urbanos cuando era estrictamente necesario, la batería todavía conservaba un cuarto de su capacidad. Y el ordenador marcó un consumo de 7,8 litros, bastante ajustado para el tamaño y peso del vehículo.

Con una toma de corriente doméstica normal (230 voltios y 10 amperios; 2.3 kW), la pila se rellena en unas seis horas; con una toma que funcione a 16 amperios, sube a 3,6 kW y el tiempo baja a 3 horas y 25 minutos.

Un diseño conocido y contundente

Se trata de un segmento en el que, por sus meras dimensiones, cualquier todocamino resulta imponente: el Kia Sorento PHEV alcanza 4,81 metros de largo, 1,90 metros de ancho y 1,69 de alto. La cuarta generación del SUV añade un diseño todavía más musculoso que el de su predecesor. Resulta fácilmente reconocible como heredero en la vista lateral, pero con un carácter mucho más moderno y estilizado en el frontal. Los faros se integran en la parrilla tiger nose de gran tamaño; en la zaga, los grupos ópticos de orientación vertical están divididos en dos.

Kia Sorento PHEV

Respecto al resto de versiones de la gama, no presenta diferencias más allá de las llantas específicas de 19 pulgadas, el logo en el portón y la toma de eléctrica. Con todo esto, el Kia Sorento PHEV muestra un conjunto elegante en el que destacan los numerosos elementos cromados sobre cualquiera de los diez tonos metalizados disponibles para la carrocería.

Interior para siete y tope de gama

La variante híbrida enchufable se ha concebido como tope de gama del modelo, algo que queda patente en la estructura de sus niveles de equipamiento, que prescinde del acabado de acceso. Propone el intermedio Drive y el superior Emotion, este con la posibilidad de incorporar el paquete opcional Luxury.

La tapicería del Kia Sorento PHEV es de tela, pero con la opción mencionada pasa a ser de cuero, ofreciendo una impresión de calidad general bastante elevada, a la que también contribuyen los numerosos elementos con acabado metalizado o las molduras de aluminio del salpicadero y las puertas.

Tras el volante multifunción se sitúa un cuadro de instrumentos completamente digital de 12,3 pulgadas, que muestra información específica de la versión PHEV (como el estado de la batería y el funcionamiento del sistema) y cambia en función del modo de conducción elegido. A su derecha, la consola central cuenta con una pantalla de 10,25 pulgadas, que integra el sistema de navegación y es compatible con Android Auto y Apple CarPlay, aunque, eso sí, por cable. La dotación es de lo más completa y destaca, sobre todo, lo que añade el paquete Luruxy: la cámara de 360 grados, muy útil dadas las dimensiones del SUV; el head-up display y el sistema de sonido premium Bosé.

Kia Sorento PHEV

La mayor distancia entre ejes del nuevo Kia Sorento PHEV (2,81 metros, mayor que la de la generación anterior) aumenta el espacio disponible para los ocupantes. Y aunque la batería de la versión híbrida enchufable, situada en la zona central del vehículo, disminuye algo el espacio para las piernas de los ocupantes de la segunda fila de asientos (10 milímetros menos), los asientos resultan muy cómodos y ofrecen hueco de sobra para pasajeros de más de 1,80 metros de altura.

En España se comercializa únicamente con la configuración interior de siete plazas, con la que el maletero se queda en 175 litros, que se amplían a 604 si se abate la tercera fila. Existe la posibilidad de plegar también la segunda, creando un suelo plano y un espacio de carga de grandes dimensiones.

Seguridad de primer nivel y poderío

La tecnología de seguridad del Kia Sorento PHEV es abundante, e incluye ayudas a la conducción como el asistente de mantenimiento de carril y el asistente de seguimiento de carril, que mejoran la protección de los usuarios del SUV, pero resultan algo invasivas al volante. La lista de sistemas de asistencia se completa, entre otros, con el control de crucero adaptativo, el asistente de salida segura de aparcamiento, el lector de señales, el asistente para evitar colisiones por tráfico cruzado trasero y el asistente de frenada multicolisión.

Mover una mole de dos toneladas de peso no es tarea sencilla, motivo por el que el Sorento PHEV dispone de un sistema de propulsión que busca combinar potencia y economía, dentro de lo posible.

El motor principal es el 1.6 T-GDI de la marca, que desarrolla 179 CV y está apoyado por uno eléctrico de 66,9 kW (91 CV), consiguiendo en conjunto una potencia de 265 CV y un par máximo de 350 Nm. Combinado en exclusiva con una transmisión automática de seis marchas y con la tracción integral, sobre el papel acelera de 0 a 100 km/h en 8,7 segundos. Y es cierto que con el modo de conducción Sport activado, al pisar el acelerador demuestra bastante brío.

Lógicamente no es un vehículo concebido para una conducción deportiva, pero tampoco se desenvuelve mal en carretera de montaña. El modo Sport, que ajusta la entrega de potencia y la dirección, hace que el Kia Sorento PHEV sea divertido de conducir, teniendo en cuenta el segmento del que se trata. Pasando al modo Eco, centrado en maximizar la eficiencia, el comportamiento es considerablemente más suave y la carrocería balancea más en curva, pero a cambio filtra mejor las irregularidades del terreno. Asimismo, la rumorosidad del sistema de propulsión es muy baja, excepto en los momentos de mayor demanda de potencia.

El modelo dispone además del Terrain Mode, con tres modos de conducción específicos para salir del asfalto (Snow, Mud y Sand), que ajustan parámetros como el par motor o la presión de los frenos. Sin embargo, no hubo ocasión de probarlos específicamente.

Kia Sorento PHEV

Precios del Kia Sorento PHEV

El SUV de siete plazas es uno de los modelos más caros de la marca, más aún con el sistema de propulsión híbrido enchufable. Sus precios, incluyendo los descuentos promocionales y de financiación, que suponen hasta 11.390 euros según el acabado, son los siguientes:

  • Sorento PHEV Drive: 45.500 euros
  • Sorento PHEV Emotion: 50.941 euros
  • Sorento PHEV Emotion Luxury: 54.541 euros

Por establecer un punto de referencia, aunque inexacto, ya que es todavía más grande y cuenta con un sistema de propulsión mucho más potente, el Ford Explorer tiene un precio de partida con descuentos de 70.488 euros.

Cerrar

NEWSLETTER

Toda la actualidad del mundo del automóvil y la moto, tecnología, seguridad, conducción y eficiencia en tu buzón de correo.

¡Me interesa!
Por ahora no